La española OHL y los bancos firmarán la próxima semana una nueva prórroga de su línea de avales por un importe de cerca de 315 millones de euros y por un periodo que previsiblemente se limitará a cuatro meses, según señalaron fuentes al tanto de las negociaciones.

Las entidades financieras aguardan a la entrada en el capital de los hermanos Amodio para reforzar su apoyo a la compañía, que acumula ya más de un año de crecimientos en sus resultados operativos y que pretende elevar tanto el volumen de los avales como el plazo para generar mayor certidumbre y poder multiplicar sus contrataciones.

Santander, CaixaBank, Bankia, Sabadell, Société Générale y Crédit Agricole, los seis bancos que respaldan esta línea de avales, destinada fundamentalmente a proyectos en España y Europa, han reafirmado su compromiso con OHL en los términos vigentes, pero por ahora se resisten a incrementar su volumen, como pide la constructora (hasta el entorno de 450 millones de euros).

Los avales que se renovarán el próximo 31 de enero representan, en todo caso, menos de 10% de todos los que tiene la multinacional española en el mundo (más de 3,500 millones de euros).

La banca valora la evolución del negocio de la empresa, que cada trimestre está más cerca de retornar utilidades, pero por ahora prefiere esperar para abrir la mano a que se concrete la operación corporativa por la que la constructora mexicana Caabsa, propiedad de los hermanos Amodio, releve al Grupo Villar Mir como primer accionista.

Se preveía un acuerdo para diciembre, según reconoció en noviembre el director general de OHL, Manuel Álvarez, pero las negociaciones, que siguen su curso, aún no se han cerrado.

Los inversionistas mexicanos cuentan con el asesoramiento de KPGM en este proceso.

De hecho, una de las tareas encomendadas a la consultora ha sido la de probar el apoyo financiero real de las entidades españolas e internacionales a OHL de cara a la nueva etapa que se abriría con su desembarco como accionistas de referencia.

Su desembarco se instrumentará mediante una ampliación de capital sin derecho de suscripción preferente por alrededor de 20% de OHL, lo que otorgaría a los Amodio 16.6% de la compañía.