El portavoz de la Santa Sede, Federico Lombardi, negó este martes que algunos cardenales o clérigos de alto nivel hayan sido interrogados en el marco de las investigaciones conducidas por el vatileaks 2 .

En una breve declaración, el sacerdote jesuita salió al paso de algunas publicaciones de prensa en las cuales se habló de cuatro cardenales que habrían sido convocados por los investigadores y aseguró que es absolutamente falso .

NOTICIA: Monseñor Vallejo grabó al Papa Francisco en secreto

También desmintió supuestos contactos entre el cardenal Giuseppe Bertello, presidente de la Gobernación del Estado de la Ciudad del Vaticano, con autoridades italianas para detener la publicación de textos confidenciales.

Todo esto en medio del avance veloz de las pesquisas por el vatileaks 2 , el escándalo derivado de la fuga de documentos confidenciales sobre las finanzas pontificias, que llevan a cabo agentes de los tribunales civiles.

Por ahora los únicos indagados son el clérigo español Lucio Ángel Vallejo Balda y la relacionista pública Francesca Immacolata Chaouqui.

NOTICIA: El divorcio y la homosexualidad dividen al Vaticano

El eclesiástico ya lleva más de una semana en estado de arresto dentro de las instalaciones del Vaticano, mientras los fiscales analizan su situación. Chaouqui está libre, porque está embarazada, pero sigue siendo imputada.

Ambos son acusados por sustracción y difusión de documentos confidenciales, textos sobre malos manejos financieros y gastos exagerados que habrían servido para la redacción de dos libros de reciente publicación: Via crucis , de Gianluigi Nuzzi, y Avaricia de Emiliano Fittipaldi.

El cardenal Ángelo Bagnasco, presidente de la Conferencia Episcopal Italiana, aseguró que los investigadores apuntan a concluir cuanto antes sus pesquisas y cerrar el caso antes del inicio del Año Santo de la Misericordia, el 8 de diciembre próximo.

NOTICIA: Papa Francisco pide perdón por escándalos en el Vaticano

El también arzobispo de Génova calificó a las filtraciones como hechos dolorosos y tristes, absolutamente deplorables , y precisó que es necesario acabar cuanto antes y dar claridad y justicia .

Chaouqui continúa sosteniendo su inocencia y asegura que toda la culpa es de Vallejo Balda. Ambos fueron parte –entre 2013 y 2014- de una comisión especial formada por el Papa Francisco para asesorarlo en la reforma de la Curia Romana.

De ese grupo de trabajo salieron los documentos reservados que dieron pie a los libros que desataron el escándalo.

NOTICIA: El Vaticano teme un complot para desacreditar al papa

Cada día la relacionista pública lanza frases en su defensa a través de su perfil personal en la red social Facebook.

Esta noche estoy aquí sola contra el mundo entero, imputada en un proceso que antes que en aula se celebra a golpe de exclusivas, obligada al silencio, a fin de cuentas es inútil defenderse en los diarios de acusaciones de papel basadas en rumores. El tiempo de la justicia está cerca, no tengo ninguna duda , señaló en uno de sus recientes textos.

Mientras, el Papa Francisco ya advirtió que los escándalos no le distraerán de su trabajo de reforma a las estructuras administrativas y financieras del Vaticano.

erp