A muy pocos les gusta hablar de la muerte. De hecho, cuando los mexicanos lo hacen se mofan de ella. Sin embargo, el fallecimiento de cualquier familiar es un momento difícil, pero la persona querida nunca se va. ¿Qué le parecería recordarla con una semblanza digital o convirtiendo sus cenizas en diamante?

Con la finalidad de buscar innovaciones en el mercado, Funerarias J. García López comenzó a ofrecer el servicio de semblanza en línea por medio de un código QR.

Según Óscar Padilla, director comercial de la empresa, desde hace dos semanas ofrecen este servicio que se da para acceder, con cualquier teléfono inteligente, al historial de la persona fallecida. El video se hospeda en YouTube.

Nosotros no hacemos servicios funerarios, rendimos homenajes; para los familiares que aceptan este servicio les pedimos ciertos requisitos para hacerlo, como el número de caracteres, seis frases y entre ocho y 10 fotografías , comentó.

El servicio se ofrece a cada uno de los clientes que contrata un servicio al que le solicitan entregue sus fotografías. Posteriormente, se hace la semblanza digital y se imprimen unas tarjetas con agradecimientos y con el código QR. El servicio no tiene un costo adicional.

A cada familia le damos hasta 20 tarjetas para que las reparta; les explicamos cómo usarlas para que las regale a todos sus acompañantes y cuando lleguen a su casa lo puedan ver , agregó.

DIAMANTIZACIÓN

Si usted tiene entre 1,500 y 10,000 dólares puede llevar a cabo la diamantización del ser querido que murió. Esta empresa funeraria envía entre 250 y 500 gramos de las cenizas que resultan de un proceso de cremación a Suiza. Posteriormente, la empresa Algordanza hace estudios sobre las cenizas. El proceso para desarrollar un diamante dura entre tres y seis meses.

Es un proceso muy tardado porque tienen que someterlo a altas temperaturas, a pruebas, subirlo, bajarlo, pulirlo y la familia decide qué tipo de corte quiere: gota, tradicional, esmeralda o de corazón , comentó Padilla.

El precio del recuerdo tras el fallecimiento

  • 1,500 dólares es el monto mínimo que puede costar convertir en diamantes las cenizas de una persona que falleció.
  • 10,000 dólares es el monto máximo que cobra la funeraria por llevar a cabo la diamantización de cenizas.
  • 10 fotografías solicita la empresa para elaborar la semblanza que se visualiza por medio de un código QR.