Thor Químicos de México, asentada en el municipio de Pedro Escobedo, invertirá 50 millones de dólares en su expansión en la construcción de dos plantas más, informó Fabiola López Castrejón, mánager de esta industria.

En el primer trienio –indicó- crecerá esta industria, que cuenta con 22 hectáreas de extensión territorial. Generaría alrededor de 60 nuevos empleos, que se sumarían a los 150 trabajadores con los que ya cuenta.

La firma de origen inglés exporta sus productos a Asia, Europa y América; se dedica a los conservadores y especialidades químicas, así como a la investigación -en laboratorios de servicio- en toxicología in vitro, microbiología y análisis químico.

Somos la única industria química que pertenece al Clúster de Biotecnología y fabrica conservadores, pero parte de nuestra filosofía es ofrecer a nuestros clientes servicios útiles para que incorporen nuestros productos , explicó.

López Castrejón detalló que, como industria, tienen una liga con la biotecnología, y ofrecen pruebas de evaluaciones microbiológicas en la industria cosmética, en el área de química y productos para la construcción. Supervisa que los productos no se contaminen con los conservadores.

Aportamos pruebas microbiológicas para demostrar que no se van a contaminar. El laboratorio que tengo a mi cargo hace pruebas de toxicología. La industria cosmética es la que mayor uso hace de estas pruebas , refirió.

El análisis de los productos es que no sea irritante, corrosivo ni tóxico para los usuarios finales; pero no los prueba en animales ni en personas.

Porque en lugares como Europa y Brasil lo prohíben. Cada vez más regiones cambian ese tipo de métodos. Nosotros cultivamos células humanas de piel, hasta tener pedacitos de epidermis, y ahí probamos los cosméticos de los clientes y nuestros productos químicos, con lo que garantizamos un producto seguro y no agresivo para sus clientes , detalló.

Fabiola López explicó que son pruebas de biotecnología aplicada; cultivan tejidos en una placa de plástico, fuera de un organismo, con la finalidad de medir información genética con una aplicación tangible.

Algunos de nuestros clientes quieren exportar a Brasil, que es un mercado creciente, o vienen de filiales o compañías multinacionales de Europa , comentó.

En Thor –dijo-, modificamos los métodos de la compañía, y sí, muchas propuestas de investigación son de mexicanos que trabajan en la planta de Pedro Escobedo, dedicada a la biotecnología.

El laboratorio ha crecido porque la demanda crece. En los dos últimos años se ha duplicado el trabajo por la aceptación de este tipo de métodos y por la internacionalización de las leyes.