Puebla, Pue. La empresa Dalia Solar busca obtener la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) para construir una planta fotovoltaica en el municipio de Tepeyahualco, ubicado al oriente de Puebla, por lo que plantea invertir 1,800 millones de pesos. Esta planta tendría una vida útil de casi 42 años. 

El proyecto con clave 21PU2020E0070 fue publicado en la Gaceta Ecológica de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat). Con periodo del 10 al 15 de septiembre, el parque solar está considerado para generar 150 megavatios, compuesto de dos polígonos, el primero, considera una superficie de 241 hectáreas y el segundo de 264 hectáreas.

El área donde se desarrollará el proyecto está constituida totalmente por terrenos de uso agrícola, si bien se encuentra relativamente aledaña a algunas localidades urbanas, actualmente existe poco desarrollo de tipo industrial, la actividad más evidente en la región es de tipo agrícola, por lo que se considera una zona de bajo impacto.

De igual forma, la selección del sitio respeta los límites de áreas naturales protegidas de autoridades municipales, estatales y federales, mismas que podrían considerarse como limitantes para el desarrollo del proyecto.

La energía será suministrada a la red nacional de transmisión de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para su entrega a los distintos usuarios.

El documento indicó que al finalizar el tiempo de vida útil, la planta podrá ser desmantelada de manera sencilla, puesto que el parque fotovoltaico cuenta con un sistema de armado a base de tornillería. Sin embargo, se puede prolongar su periodo de operación e incluso podría ampliarse la capacidad de generación eléctrica en el paso de los años.

Respecto a la contratación del personal, se buscará que radiquen cerca de la zona, por otra parte, durante la etapa de preparación del sitio y construcción se requerirá un total de 350 empleados directos y 50 indirectos, ya para la fase de operación y mantenimiento se considerarán  al menos 15 empleos directos y 20 indirectos.

Pionero

Este proyecto es el segundo que se busca desarrollar en el estado, ya que el primero está a punto de ser concluido a finales de 2020, este se encuentra en el municipio de Cuyuaco, por la española Iberdrola y Alquimira, propiedad del poblano, Gilberto Marín Quintero, que tiene un costo de 235 millones de dólares.

Desde el 2016, Iberdrola buscaba llevar a cabo su proyecto en la entidad poblana, lo cual consiguió en un segundo intento en marzo del siguiente año, cuando obtuvo la MIA por parte de la Semarnat.

El complejo pretende generar 300 megawatts, el cual durante la parte de construcción detona 1,500 empleos directos. La energía que se genere sería equivalente a la atención de 162,800 hogares.

estados@eleconomista.mx

kg