Monterrey, NL. Cercanía con Estados Unidos, reservas de gas y petróleo, desarrollo industrial, recursos naturales y mejora regulatoria son los principales factores de la región noreste del país que atraen al capital extranjero.

De acuerdo con datos de la Secretaría de Economía, durante el año pasado los estados que integran el noreste (Nuevo León, Coahuila y Tamaulipas) se ubicaron en el top 10 de captación de Inversión Extranjera Directa (IED), representando en conjunto 26.5% del total que llegó a México.

Nuevo León se posicionó en segundo lugar nacional, detrás de la capital del país, con 4,260.5 millones de dólares de IED en el 2018; Coahuila escaló al tercer escalón con 2,737.8 millones, mientras Tamaulipas alcanzó el séptimo, con 1,371.8 millones.

“La región es atractiva para exportar por la cercanía con Estados Unidos, por la aglomeración de empresas que generan sinergias y porque ahí se localizan sus proveedoras de insumos”, comentó José Luis de la Cruz Gallegos, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (Idic).

A pesar del conflicto laboral ocurrido en Matamoros en el primer trimestre del año, expuso, la inversión extranjera continúa llegando a Tamaulipas por sus reservas de gas y petróleo.

Muestra de ello es que la compañía francesa Engie anunció que invertirá más de 12 millones de dólares en la instalación de una red de distribución de gas natural, que dará servicio a más de 15,000 usuarios domésticos y más de 40 empresas del sector industrial.

En Nuevo León, el grado de desarrollo industrial le permite que no tenga que ofrecer grandes incentivos, además de que existe una regulación adecuada para que los trámites no sean excesivos para la IED, indicó el director del Idic.

Según el Observatorio Nacional de Mejora Regulatoria, en el 2018 Nuevo León obtuvo el primer lugar nacional en el Indicador Subnacional de Mejora Regulatoria, herramienta que mide, evalúa y propone acciones concretas en la implementación de la política de mejora regulatoria en las 32 entidades del país.

De la Cruz Gallegos dijo que en el caso de Coahuila los factores de atracción de la IED son el corredor industrial Saltillo-Monterrey, la modernización de la infraestructura carretera, los recursos naturales para generar insumos como el acero y la minería, algunas medidas de regulación, así como incentivos en el pago del Predial.

En tanto, Kristobal Meléndez Aguilar, analista del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), explicó que la zona noreste recibe inversión de algunos países que no tienen tratado con Estados Unidos, “porque es una ubicación estratégica para generar contenido regional”.

“La depreciación del peso frente al dólar genera rendimientos importantes para las empresas que se instalan; la mano de obra es especializada y de buena calidad”, expuso.

Programa fronterizo

El analista del CIEP recordó que los incentivos fiscales en la frontera norte decretados por el gobierno federal (disminución del Impuesto al Valor Agregado a 8% y del Impuesto sobre la Renta a 20%) crean un escenario de beneficios adicionales para las empresas instaladas en la zona libre.

Coahuila fomenta la atracción de inversiones

Entre las políticas de Coahuila para mantener el liderato nacional en inversiones, destaca la instalación a partir de mayo de la Comisión Estatal de Mejora Regulatoria (Coesmer) para los negocios, destacó el gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís, al detallar que este grupo estará integrado por representantes de todos los sectores productivos del estado.

Esta comisión surge tras la creación de la Ley de Mejora Regulatoria, que refuerza la confianza de inversionistas nacionales y extranjeros para seguir eligiendo a Coahuila para grandes proyectos, al simplificar los trámites.

Así, el estado confía en repetir este año el primer lugar nacional en Inversión Extranjera Directa per cápita que logró en el 2018.

El mandatario estatal enfatizó que uno de los principales retos de su administración es propiciar las condiciones óptimas para la llegada de más inversiones que generen nuevos empleos de calidad.

Para esto, comentó, se requiere reforzar servicios e infraestructura para mantener la calidad de vida y estabilidad laboral, simplificando la tramitología para facilitar así la llegada de más proyectos de inversión.

En este sentido, el gobierno del estado, a través de su Secretaría de Economía, impulsa políticas públicas para mejorar el clima de negocios y los servicios gubernamentales a través de mecanismos que simplifiquen los trámites que enfrentan los inversionistas.

El secretario local de Economía, Jaime Guerra Pérez, destacó que la administración estatal impulsó la expedición de la Ley de Mejora Regulatoria, que contiene diversas herramientas que fuerzan la competitividad en los negocios.

Indicó que una de esas herramientas es la creación de la Comisión Estatal de Mejora Regulatoria.

Explicó que es un órgano colegiado de análisis, apoyo y consulta del Ejecutivo del estado, con autonomía técnica y operativa, integrado por el sector público y privado, encargado de dictar las políticas en materia de simplificación administrativa y mejora regulatoria. (Redacción)