Puebla, Pue. El próximo 14 de noviembre, el gobierno estatal inaugurará la línea 3 de la Red Urbana de Transporte Articulado (RUTA), similar al metrobús, que tuvo un costo de 685 millones de 784,000 pesos, con lo cual se completa este sistema de unidades articuladas que dan servicio a esa ciudad con alcance a las zonas limítrofes de los municipios de Amozoc y San Andrés Cholula.

Así lo comentó el titular de la Secretaría de Infraestructura, Movilidad y Transporte (SIMT), Xabier Albizuri Morett, después de comparecer ante comisiones del Congreso del estado, para explicar el estado de las obras que realizó la actual administración encabezada por Antonio Gali Fayad.

La nueva línea correrá del sur al centro de esta ciudad en  una extensión de 15 kilómetros, cuyo costo del pasaje es de 7.50 pesos, con un periodo de gratuidad de un mes para los usuarios y descuentos para estudiantes, ya que el servicio pasa por Ciudad Universidad de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP).

Aunque los diputados de las bancadas de Morena, Partido del Trabajo y Encuentro Social (PES) solicitaron que se frenará su arranque porque acusaron que afectaría a colonias al sacar de circulación a otras rutas y porque incumplió con la incorporación de concesionarios, el titular de la SIMT dijo que no se perjudica a nadie y por ello seguirá como está programado el arranque.

 La línea 3 contará con 12 camiones articulados a gas natural, 35 vehículos alimentadoras, 72 unidades, 25 camiones, y darán servicio diario de 98,000 viajes, abundó.

Al igual que en las dos líneas anteriores, hubo inversión del Banco Nacional de Obras y Servicios Pública (Banobras), aunque no especificó el monto.

De las 123 rutas urbanas y suburbanas, que cubren algunos de los segmentos del nuevo transporte y que representan 1,536 unidades, modificarán su trayecto, ya sea acortarlo o integrarse como alimentadoras del metrobús poblano.

Además cuatro líneas importantes que iban de Valsequillo a la CAPU, se fusionarán en una sola ruta y con un nuevo itinerario. Se trata de Rápidos de San Antonio, 5 Estrellas, R16 y Bulevar CU, las cuales comprenden 179 concesionarios.

Obras anteriores

El primer derrotero tuvo un costo de 1,000 millones de pesos, abarca 18.3 kilómetros que va de los municipios de San Andrés Cholula a Amozoc, pasando por Puebla.

Para la segunda línea de 12.5 kilómetros, que corre de norte a sur en la capital poblana, se aplicaron un total de 1,565.7 millones.