Un ciudadano finlandés y una mexicana murieron en Oaxaca, en un ataque armado a una caravana humanitaria integrada por activistas mexicanos y extranjeros, así como maestros e integrantes de la APPO que acudía a una comunidad indígena, informó una de las ONG convocantes.

"Dos compañeros perdieron la vida en esta agresión paramilitar, ellos son Beatriz A. Cariño, integrante de Cactus, y Jyri Antero Jakkola, compañero observador internacional originario de Finlandia, ambos murieron por disparos", dijo la noche del martes en un comunicado la organización Voces Oaxaqueñas construyendo Autonomía y Libertad.

La caravana integrada por observadores, activistas y maestros fue atacada por hombres armados antes de llegar a San Juan Cópala, un pueblo dividido por una disputa interna de la comunidad indígena triqui desde hace más de dos décadas, a la que se han sumado grupos políticos nacionales.

Por tal motivo, autoridades policiales estatales investigan el ataque.

Los hechos se registraron cuando la denominada 'Caravana de observación por la paz' se dirigía de Huajuapan de León hacia el municipio autónomo de San Juan Copala, en la región triqui.

La Procuraduría General de Justicia del Estado inició una Investigación, dentro del cual se realizan las pesquisas correspondientes.

De acuerdo a los reportes, la caravana integrada por 37 personas pertenecientes a organizaciones adheridas a APPO, la Sección 22 del SNTE y observadores europeos de derechos humanos, salió de la ciudad de Huajuapan cerca de las 10:00 horas con destino a Copala.

Sin embargo, cerca de las 16:00 horas, muy cerca ya de su destino, en inmediaciones de la localidad 'La Sabana', sujetos desconocidos dispararon contra la caravana.

En el lugar, resultó lesionada Mónica Citlalli Santiago Ortiz, de 22 años de edad, 'quien presenta lesión superficial por esquirla de bala en la región dorsal derecha, misma que fue trasladada a la clínica del Hospital Rural 66 del IMSS en Santiago Juxtlahuaca', precisó el gobierno estatal mediante un comunicado.

Tras deslindarse de los hechos, la administración estatal señaló que esta caravana se realizó 'a iniciativa de la autoridad municipal, sin que se tomaran en cuenta las condiciones que imperan en la zona, mismas que no son propicias para este tipo de acciones, en razón de la problemática social existente en la región'.

Organizaciones sociales participantes de la caravana responsabilizaron del ataque a integrantes de la Unidad por el Bienestar Social de la Región Triqui, organización antagónica del gobierno autónomo de San Juan Copala.

/doch