La familia Agnelli, propietaria de Ferrari y del equipo de fútbol de la Juventus de Turín, adquirió el 24% de las acciones del fabricante de zapatos de lujo Christian Louboutin, según anunció la marca en un comunicado.

Tras invertir 541 millones de euros (unos 642 millones de dólares) a través de su holding Exor, los Agnelli tendrán dos de los sietes asientos del comité de vigilancia de esta empresa conocida por sus zapatos de lujo con color rojo en la suela.

Como subraya el comunicado, la presencia de la familia tiene un "potencial importante en el desarrollo de la marca Christian Louboutin, así como su expansión geográfica, sobre todo en China".

Con 150 tiendas en 30 países, la estrategia actual de Louboutin se centra en mejorar su estrategia de comercio por internet.

Admiro desde hace año el talento y la creatividad de Christian, supo crear una de las mayores marcas del lujo mundial", declaró en el comunicado John Elkann, presidente y director general de Exor.

Christian Louboutin resalta en ese mismo comunicado la "marcada cultura del emprendimiento" de Exor, "una compañía orientada al largo plazo".

Instalado desde 1991 en pleno corazón de París, Christian Louboutin ha hecho del zapato con suela roja su seña de identidad, tanto para hombres como en mujeres. En 2014 lanzó su línea de productos de belleza y, con motivo del 30 cumpleaños de la marca, tuvo lugar en París una exposición de sus piezas.

Con más de cien años de historia, el holding Exor, controlado por la familia Agnelli, es uno de los más importantes y diversificados de Europa. Maneja un activo neto de 29 mil millones de dólares y es el accionista mayoritario de sociedades como Ferrari, Juventus y el grupo editor de la revista británica The Economist.