Frigoríficos y el Gobierno argentino alcanzaron un "acuerdo" para abrir parcialmente las exportaciones de carne bovina, que permanecen cerradas desde mayo para evitar alzas en los precios domésticos. "Fue una decisión unilateral del Gobierno, como fue la de cerrar las exportaciones, por eso esto no es un acuerdo, pero se lo apoya antes que lo anterior", dijo a El Cronista una alta fuente del sector frigorífico exportador.

La Mesa de Enlace (integrada por la Sociedad Rural Argentina (SRA), Coninagro, Federación Agraria (FAA) y Confederaciones Rurales Argentinas (CRA)) se reunía la noche de ayer miércoles con frigoríficos exportadores luego de este avance entre el Gobierno y frigoríficos con el cual se levantarían cerca de un 65% de las restricciones a las exportaciones de carne vacuna. El cierre actual es de un 92% de las ventas al exterior. Productores advierten que los cupos que pondría el Gobierno los perjudican de la misma forma y podría haber nuevas medidas de fuerza de no consensuar una solución también con ellos.

Argentina, el quinto exportador mundial de carne de vaca, cerró a fin de mayo por 30 días las exportaciones para intentar frenar un alza desmesurada en los precios locales. Desde entonces, la industria exportadora negocia la reapertura con las autoridades.

Hay un principio de acuerdo en el monto a exportar. Se están discutiendo todos los demás detalles", afirmó a la agencia Reuters una fuente de la industria exportadora de carnes.

Hasta el momento no había confirmación de que efectivamente se levante el cierre de exportaciones que vence el domingo y se coloque un cupo del 50% que aplicaría para junio y julio. De todos modos, se podría exportar cerca de un 65% porque quedarían abiertas las cuotas con la Unión Europea (UE) como la Hilton y con Estados Unidos, la exportación de carne vacuna kosher a Israel, y el 50% del resto de las exportaciones. Por lo que se pasaría a un cierre del 35% de las exportaciones.

Luego del encuentro de la tarde del miércoles se definirán los pasos a seguir. "La reunión es con un sector de los frigoríficos que son quienes nos convocaron, nosotros vamos a escuchar pero seguramente si no hay una solución lógica los productores nos van a pedir más medidas de fuerza", apuntó Jorge Chemes, presidente de CRA, en diálogo con El Cronista.

De acuerdo a las estimaciones de la Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina si se toman las cuatro semanas de cierre de exportaciones que hubo y las seis próximas semanas al 50% el país perderá US350 millones, que representan cerca de 110,000 toneladas menos.