La Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB) ha considerado su entrada al negocio de la televisión desde agosto del 2011, cuando comenzaron las negociaciones para la compra de Telered (antiguo Ingelcom), un operador de TV por suscripción en Cúcuta.

El cierre del negocio estaba parado hasta el jueves pasado, pues la compañía no contaba con la licencia para llevar sus servicios más allá de la capital del departamento. Pero ahora la Asamblea Nacional de Televisión (Antv) dio el visto bueno y el negocio debería desenredarse en los próximos días.

La República habló con Jaime Andrés Estrada, miembro de la Antv, quien explicó que previo al inicio de la liquidación de la Comisión Nacional de Televisión (Cntv), Telered había solicitado la ampliación de su licencia de operación para empezar a ofrecer sus servicios en Bogotá, Villavicencio y otras ciudades cercanas a la capital del país.

Con la reglamentación que había expedido la Cntv, se decía que una vez que se pagara la prórroga de la concesión del cable, se podía analizar la solicitud de expansión. Ese tema ya se había estudiado y quedó listo para decidir, pero se conformó la junta de la nueva Antv y, por lo tanto, fue decidido por nosotros en la sesión del jueves , afirmó.

Estrada explicó que ahora queda pendiente el trámite formal para tener la expansión de cobertura y que la ETB continué su proceso de compra y haga su entrada al mercado de cuádruple play, es decir, a la oferta integrada de los servicios de telefonía fija y móvil, banda ancha y televisión por suscripción. En esta categoría competiría con empresas como Telefónica, que recientemente anunció la unión de sus filiales tras el proyecto de capitalización de Coltel; y con las firmas del grupo América Móvil (Telmex y Comcel).

El experto señaló que esto significaría una dinamización del mercado. La ETB es el principal jugador de telefonía y de banda ancha de la ciudad de Bogotá que es la capital del país, entonces su entrada debe significar un dinamismo de la oferta televisiva y de los servicios que le van a prestar a los usuarios e incrementaría las condiciones de competencia en el mercado de la televisión por suscripción , concluyó.

Saúl Kattan Cohen, presidente de ETB, señaló desde su posesión que la prestación de este servicio hace parte del proceso de modernización por el que atravesará la empresa durante los próximos meses. Esto significa que se ha abandonado por completo la idea de vender y que por el contrario, las directivas se enfocarán en la ampliación del mercado hacia ofertas con mayor crecimiento, como esta, y la de telefonía móvil, un producto que fue lanzado recientemente.

Por ahora, la forma móvil está reducida al segmento de prepago con un modelo de operador móvil virtual, es decir, de forma similar al que utilizan Uff Móvil y UNE. Pero la idea es realizar una ampliación de la oferta al mercado de pospago.

La compañía estatal también ha mostrado su interés en temas como la participación en la subasta de espectro que realizará el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones en el segundo semestre de este año, con lo que podrían empezar a prestar servicios de datos sobre 4G LTE.

La pelea será con los servicios empaquetados

El sector de las telecomunicaciones está migrando hacia el cuádruple play y se espera que este año dichas ofertas se fortalezcan todavía más, pues muchas de las empresas que tenían negocios fuertes en telefonía fija y banda ancha están buscando la manera de integrar a sus portafolios más productos que estén relacionados a la movilidad y la televisión. Los anuncios más recientes son los de Telefónica, que unificará sus marcas bajo el nombre de Movistar y empezará a competir como el segundo operador del país. Ahora, la luz verde la recibe la ETB.

Contenido de la Red Iberoamericana de Prensa Económica