La firma petrolera Cotemar removerá a por lo menos 300 de sus trabajadores que estaban asignados a la plataforma petrolera de Pemex Akal C-2 en la sonda de Campeche, luego de que éstos decidieron no aceptar un recorte en su salario del orden de 40%, revelaron fuentes de la empresa.

Los cambios se comenzarán a realizar a partir de esta semana de manera gradual como una medida de presión para que los trabajadores especialistas acepten la reducción salarial, indicaron trabajadores consultados.

Según los empleados, uno de los alegatos que presentaron los administradores es la falta de pagos de Pemex y la reducción de las tarifas aplicadas a las plataformas.

Los trabajadores llevaron a cabo la semana pasada una serie de paros de labores, pues exigían una explicación por parte de los directivos y supervisores a cargo. De hecho se convocó a una serie de reuniones en donde asistirían funcionarios de la empresa, lo que no ocurrió.

Ante dichas acciones, la empresa proveedora de servicios petroleros respondió con la sustitución de los empleados. Los nuevos trabajadores no han sido contratados bajo un régimen formal y serán enviados bajo esquemas de pagos por honorarios.

Los trabajadores consultados al respecto afirmaron que la empresa aprovechará la escasez de trabajo en la región, por lo que los nuevos obreros (entre los cuales destacan soldadores, maniobristas y personal en general) aceptaron un salario que es al menos 30% menor de lo que indica el tabulador para cada una de las posiciones que se promueven.

Cabe destacar que en octubre del 2011 alrededor de 600 trabajadores de Cotemar decidieron emprender una huelga de hambre, al acusar problemas como la mala calidad de los alimentos y el desabasto de papel higiénico.

[email protected]