Coatzacoalcos, Ver. Terminada la construcción del complejo petroquímico Etileno XXI, la empresa Braskem Idesa inicia formalmente sus operaciones en México con más de 300 clientes, en principio, con más de 50% de su capacidad, pero en menos de tres meses la planta operará a plena capacidad.

Cleantho Leite, director de relaciones institucionales y desarrollo de negocios de Braskem-Idesa, explicó que ya han comenzado a recibir gas natural para el proceso industrial y el primer etano para tener producto, pequeñas cantidades para acondicionar la maquinaria, y así estar listos para la entrada en operación.

En el 2015 la demanda creció fuerte, y este año también habrá un crecimiento en el consumo de plásticos de entre 4 y 5 por ciento. Estará por arriba del PIB y hemos visto que clientes han comprado máquinas, eso significa que confían en que con mayor suministro de producto nacional tienen mayor seguridad en el abasto y podrán transformar más. El mercado está muy atento a nuestra llegada y se prepara con maquinaria para aumentar sus capacidades, por eso el mercado seguirá creciendo , precisó.

Añadió que si hay más gas con los nuevos campos de la Ronda 1 es posible que Braskem-Idesa se amplié; nada es inmediato, pero lo importante es mantener el enfoque de las actividades preoperacionales que se están haciendo.

Explicó que los trabajos de premarketing sirvieron para preparar al equipo de ventas, y ahora lo que se hará es sustituir el producto importado por producto propio y nacional. La idea es que esta base de clientes, que estuvo en baja intensidad, se mantenga pero con mayores volúmenes, y pasar de lo que hoy se tiene en ventas mensuales y multiplicar por cuatro.

El volumen de producto será destinado en 60% al consumo nacional y 40% a exportaciones, dijo. Se pretende que en el futuro la totalidad del producto se quede en México, por eso se reducen desde este mes las compras foráneas

La perspectiva que se tiene es que el mercado creció en los últimos 12 meses hasta 6% y eso significa que se puede pensar en ampliaciones en el futuro, pero se depende de una mayor oferta de etileno como materia prima.

En ese sentido, los éxitos que hay en la Ronda Uno son positivos porque se podrá tener una mayor oferta de gas natural de origen local que puede servir como base para producir gas etano que se procesita en nuevas plantas, similares a las que hoy se tienen ya en operación.

Hay un muy fuerte consumo de plástico en general y del polietileno en particular. La caída en los precios del petróleo, para el consumo es bueno, hay menos precios en la materia prima y en el producto final. Esto significa que la planta entrará a trabajar en un muy buen momento , refirió.

[email protected]