Las tiendas físicas son todavía la base del glamour para el mercado de lujo. De acuerdo con la consultora Euromonitor, 60% de los consumidores dijo que prefiere adquirir sus artículos de lujo en el establecimiento que por comercio electrónico.

“México es uno de los mercados más importantes en cuanto a puntos de venta en el mercado de lujo, arriba de 60% de los consumidores dijo que prefieren comprar en tienda que en las plataformas, porque les gustan los centros comerciales como una experiencia de naturaleza para relajarse, pasar el día, socializar”, dijo Fflur Roberts, manager de la investigación del mercado de lujo de Euromonitor.

Asimismo, Javier Sordo Madaleno de Haro, director de arquitectura de Grupo Sordo Madaleno, afirmó que no hay una necesidad de hacer más centros comerciales, haciendo una reflexión de que se requiere hacer mejores, en especial el rescate de espacios muertos, transformarlos en espacios públicos, como lo que es hoy en día Antara en la Ciudad de México, que se transformó a uno de los polos más importantes de la capital, anteriormente era una cuadra industrial, la planta de General Motors, que contaminaba y no había accesos.

En el marco de la octava edición del LuxuryLab México, Fflur Roberts compartió a El Economista que el comercio electrónico, si bien es ya una tendencia en todas las industrias, en México en específico para la industria de lujo está siendo un apoyo en marketing por las redes sociales, con no más de 1% de las ventas del mercado, y la expectativa es que en el siguiente lustro crezca, pero no representará más de 2%, aunque dependerá del desarrollo de la infraestructura para la conectividad, y lo que suceda en el espacio digital.

La especialista mencionó que México en el 2017 fue el país con mayor crecimiento en el mercado de lujo en América Latina, de hecho fue el único, con 5%, alrededor de 4,200 millones de dólares —sólo en bienes— una ligera desaceleración respecto a 6% del 2016, relacionado con dificultades económicas por el tipo de cambio. Proyectó que hacia los siguientes cinco años el valor alcance los 10,000 millones de dólares.

[email protected]