La Comisión Europea dijo que abrirá una investigación para determinar si la propuesta de compra de la aplicación de reconocimiento de canciones Shazam por parte de Apple podría “reducir las opciones de los usuarios que quieran escuchar música en continuo” y debilitar injustamente a compañías como Spotify.

Shazam, que tiene su base en Gran Bretaña, permite a las personas usar el micrófono de su teléfono inteligente para identificar las canciones que se reproducen a través de los altavoces, televisión o la radio en cuestión de segundos. Actualmente, la aplicación identifica una canción y luego recomienda a las personas a un servicio de transmisión de música como Spotify, Deezer o Apple Music para comprarla.

En concreto, la CE expresó a través de un comunicado su “preocupación” ante la posibilidad de que Apple Music, el servicio de “música en continuo (streaming)” de Apple, utilice la base de datos de Shazam “para acceder a información sensible de los usuarios de sus competidores”.

A pesar de que la CE no considera a Shazam “el punto de entrada fundamental para servicios de streaming musical”, aseguró que investigará “si los competidores de Apple Music han dejado de ser recomendados a través de Shazam”, lo que los dejaría “en una situación de desventaja”.

“La forma en que la gente escucha música ha cambiado significativamente en los últimos años y cada vez más europeos usan servicios de música en streaming”, dijo la comisaria de Competencia, Margrethe Vestager, señalando que la investigación de Bruselas pretende garantizar que los aficionados a la música continúen disfrutando de ofertas atractivas de este tipo de servicios y no verán recortadas sus alternativas como consecuencia de esta fusión.

Apple solicitó la aprobación del acuerdo en Europa el 15 de marzo. Sin embargo, las autoridades austriacas se dirigieron a la Comisión para solicitar su evaluación, al considerar que, pese a no tener dimensión comunitaria, la operación podría afectar al comercio en el Mercado Único y afectar “gravemente” a la competencia.

Tras el paso de Austria, le siguieron otros seis países europeos —España, Islandia, Italia, Francia, Noruega y Suecia— que se sumaron a la solicitud de que Bruselas se pronuncie sobre la compra que se cerró en diciembre del 2017 por una cantidad de alrededor de 400 millones de dólares.

La Comisión Europea dispondrá ahora de 90 días laborables (hasta el 4 de septiembre del 2018) para tomar una decisión sobre esta adquisición.

Apple revolucionó la música digital con iTunes a principios de la década del 2000, pero se retrasó cuando la gente optó por comprar acceso a la música a través de servicios de transmisión en lugar de comprar sus propias canciones y álbumes en iTunes.

Apple lanzó su propio servicio de transmisión llamado Apple Music en el 2015, mismo que ha crecido rápidamente. Los analistas dicen que estará listo para superar a Spotify como líder del mercado en los Estados Unidos dentro de un año. Apple Music tiene aproximadamente 15 millones de usuarios en los Estados Unidos, en comparación con los 18.2 millones de Spotify. (Internacionalmente, el número de usuarios activos de Spotify es el doble que el de Apple).

abr