El Real Madrid, ya clasificado para octavos de final y que tenía seguro finalizar segundo del grupo D, se impuso 4-1 en casa al Ajax de Amsterdam, en la sexta y última jornada de su llave, aunque los holandeses cumplieron el objetivo de jugar la Europa League.

El Ajax necesitaba finalizar tercero de grupo para reengancharse como consuelo a los dieciseisavos de la segunda competición continental y lo consiguieron de forma indirecta, gracias a que el Manchester City inglés, que tenía que ganar en Dortmund al líder Borussia, cayó 1-0 en Alemania.

El Real Madrid, que jugó con un equipo con varios suplentes, acaba la primera fase con 11 puntos, detrás el Borussia, que llegó a esta sexta jornada con el liderato asegurado y que finalizó con 14 unidades.

En un partido sin gran tensión para el campeón español, el portugués Cristiano Ronaldo (13) y José Callejón (28) encarrilaron el triunfo en la primera parte y en la segunda el brasileño Kaká (49) consiguió pronto el tercero. Derk Boerrigter firmó en el 59 el tanto del honor holandés, antes de que Callejón (88) pusiera al final el 4-1 definitivo.

Para CR7 fue su sexto tanto en la actual Champions League, donde encabeza la tabla de anotadores.

El Real Madrid, que conocerá su rival de octavos de final el viernes de la próxima semana, jugará en octavos, en el mes de febrero, el primer partido como local y el segundo como visitante, en el terreno de uno de los campeones de grupo.

"Creo que los equipos que han terminado primeros no estarán contentos si les toca jugar con el Real Madrid", indicó el entrenador Jose Mourinho.

El técnico luso, consciente de que su equipo no tenía nada en juego en este partido más allá del honor, dio descanso a varios titulares como los campeones mundiales españoles Iker Casillas, Sergio Ramos o Xabi Alonso, el alemán Mesut Ozil o el argentino Angel Di María.

El primer gol llegó en el minuto 13, cuando el croata Luka Modric robó, cedió para Benzema y éste para Cristiano, que fusiló a la red.

En el 28 llegó el 2-0, con una asistencia de oro de Modric a Callejón, que el canterano aprovechó para cruzar lejos del alcance de Kenneth Vermeer, que sí cumplió en las siguientes grandes ocasiones de los locales, un tiro del alemán Sami Khedira en el 39 y una volea de Modric en el 41.

La segunda mitad comenzó como la primera y el tercero no se hizo esperar: un zurdazo preciso del brasileño Kaká (49) permitió al Real Madrid continuar con la fiesta, en un partido que terminó siendo un mero entrenamiento, frente a un adversario muy inferior.

Derk Boerrigter acortó diferencias en el 60, aprovechando un rechace tras un tiro de Danny Hoesen que había repelido el arquero Antonio Adán, sustituto en este partido del titular Casillas.

El Ajax vivió sus mejores minutos, con una falta de Boerrigter (65), un duro disparo con la derecha de Hoesen (67) que se fue rozando el larguero y un buen remate del danés Christian Eriksen (76), pero los merengues controlaron la situación, sin mayores sobresaltos.

Con todo decidido, Callejón (88) se permitió incluso sellar un doblete, anotando de cabeza después de una gran jugada personal de Alvaro Morata.

"Nuestro orgullo es habernos clasificado para la Europa League, que es una competición donde tenemos opciones de triunfar. Evidentemente, la competencia será dura, pero la final se disputa esta temporada en nuestro estadio, eso nos motiva", comentó el entrenador del Ajax, Frank De Boer.

EISS