Kuwait.- Kuwait City acogió finalmente el partido de fútbol programado con varias ex estrellas mundiales, pese a que el país está actualmente suspendido por la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) por injerencia gubernamental, desde el 16 de octubre.

La pasada semana, la FIFA envió un aviso a Kuwait sobre la imposibilidad de celebrar este All Star Game .

Algunos futbolistas, como Steven Gerrard o Andrea Pirlo, renunciaron tras la advertencia, así como el ex árbitro italiano Pierluigi Collina.

NOTICIA: Blatter declara ante la FIFA

La FIFA y el Comité Olímpico Internacional (COI) han suspendido a Kuwait por "injerencia gubernamental", lo que impide al emirato organizar partidos internacionales.

David Beckham, Luis Figo y Ronaldinho fueron algunos de los participantes en el partido del viernes ante un equipo local, arbitrado por el alemán Markus Merk, en un estadio repleto.

NOTICIA: Blatter merece el Nobel de la Paz: Putin

Otros participantes en el mismo fueron los españoles Míchel Salgado y Carles Puyol, los ingleses Jamie Carragher y David James o los italianos Alessandro Nesta, Gianluca Zambrotta y Alessandro Del Piero.

El partido, reducido a 75 minutos, fue ganado por el equipo kuwaití (4-2). Los dos goles del combinado internacional fueron conseguidos por Luis Figo y Robert Pires.

NOTICIA: Platini decide no declarar ante la FIFA

Antes del encuentro hubo una ceremonia con un concierto, fuegos artificiales y un espectáculo visual para inaugurar el estadio Jaber, para 60,000 espectadores.

mac