El operador de telecomunicaciones AT&T se convirtió en el nuevo patrocinador de todas las categorías de la Selección Mexicana de Futbol para los siguientes ochos años, con lo que será de unos los patrocinadores oficiales que acompañarán al Tri a los mundiales de Qatar 2022 y aquel del año 2026 que organizarán de manera conjunta Canadá, Estados Unidos y México.

Laurent Therivel, director de AT&T México, hizo el anuncio oficial del patrocinio en la mañana de este martes, espacio que aprovechó también para reafirmar la presencia de esa compañía en México en el largo plazo:

Hubo rumores que cuestionaron nuestro compromiso con México recientemente (...) Este patrocinio muestra el compromiso que tenemos por conectar a los usuarios y continuar invirtiendo en México", dijo el CEO de AT&T. 

La compañía ha sido el tema semanal en la prensa especializada, que presume su salida de México, en línea con la venta de la operación puertorriqueña de AT&T a Liberty Global por 1,900 millones de dólares ocurrida hace unos días.

AT&T México, al cierre del primer semestre de 2019, mostraba números rojos a sus inversionistas; 207 millones de dólares como pérdida neta. Pero indicó en un reporte a Wall Street que conseguirá la rentabilidad de su operación mexicana en el segundo semestre de este año y que despedirá el 2019 con más de 18 millones de usuarios mexicanos.

En septiembre de 2019 se conoció que el inversionista Elliott Management instó a AT&T a desprenderse de las operaciones inalámbricas mexicanas:

“A pesar de los más de 4,000 millones de dólares en fusiones y adquisiciones y una cantidad aún mayor comprometida con la inversión continua, las operaciones inalámbricas de AT&T en México siguen sin ser rentables y están por debajo de las expectativas (…) La entrada al mercado inalámbrico mexicano también ha superado severamente las expectativas, pero son las más grandes y perjudiciales”, dijo Elliott Management aquella vez a la directiva de AT&T en Dallas.  

Con el anuncio de esta mañana, AT&T se suma a la pelea por los derechos de transmisión y de patrocinio del Tri, una de las selecciones más rentables del mundo, que si bien reporta escasos resultados a su afición, genera millones de dólares por marketing.

No es la primera ocasión en que un operador de telecomunicaciones busca un patrocinio o los derechos de transmisión del Tri; ya en septiembre de 2017, las empresas NBCUniversal/Telemundo y América Móvil presentaron una oferta por los derechos de transmisión de la Selección Nacional en todas sus divisiones, femenil y varonil.

Aquella vez, el contrato fue entregado a las televisoras Televisa y TV Azteca, que según versiones de entonces, estuvo valorado en 200 millones de dólares, contra los 500 millones de dólares prometidos en la oferta de NBC/Telemundo-AMX.