Ante la segunda mitad del año por la que apuesta gran parte de los festivales de todo tipo de disciplinas, en un contexto de precarización de la cultura, donde los apoyos para este tipo de encuentros próximos a la gente han mermado, el British Council México abrió una convocatoria para respaldar a los festivales llamada Cultura circular: Fondo para el desarrollo de festivales sostenibles.

La convocatoria tiene como prioridad apoyar a encuentros con prácticas culturales que aborden el cambio climático, biodiversidad o cultura sostenible e incluyente. Con este motivo, la gerente de Proyectos en Artes del British Council, Lorena Martínez Mier, comparte:

“Reconocemos la importancia de los festivales. No solamente son este escaparate de todas las artes con un impacto masivo. También es importante recordar que en los festivales se generan comunidades y han sido uno de los sectores más afectados por la pandemia. Ese es el motor que inició esta convocatoria. Queremos apoyar a los proyectos de una manera sencilla, directa y ágil”, comparte.

Argumenta que la petición de que los festivales tengan por transversalidad temas como el cambio climático, la biodiversidad y la cultura sostenible obedece a que todos los proyectos que impulsa el British Council están ligados a las Agenda 2030, es decir, los objetivos de desarrollo sostenible planteados por la ONU.

“No todo el festival tiene que estar relacionado con estos ejes temáticos, pero la colaboración para la que están pidiendo el apoyo sí: tiene que estar relacionada a cualquiera de los objetivos de desarrollo sostenible de la Agenda 2030”.

Los apoyos serán únicamente de entre 100 y 250 mil pesos, para cada solicitud aprobada. Sin embargo, agrega, hay un interés superior en esta iniciativa:

“Los festivales seleccionados van a recibir una capacitación por un especialista del Reino Unido en cultura sostenible. Queremos que no nada más se quede en una aportación, sino que haya una apuesta a mediano plazo, es decir que estos festivales puedan ser los primeros con los que participemos para desarrollar festivales sostenibles. Hay que darles una metodología, herramientas para que en las siguientes ediciones también tengan este impacto hacia una cultura sostenible”, explica.

La convocatoria cierra el próximo 31 de agosto. El motivo de la premura, afirma la responsable, es la entrada de la segunda etapa del 2021, que en particular este año está cargada de estos encuentros que aguardan por lo presencial.

“Sabemos que los festivales se movieron al último cuatrimestre del año y por eso tenemos que ser tan ágiles: queremos que estos festivales puedan acudir a ella (la ayuda)”, comparte la entrevistada.

Señala que habrá una prioridad a festivales independientes, pero no cierra la puerta a ningún tipo de encuentro. El objetivo, dice finalmente, es que haya una propuesta a mediano y largo plazo.

“Sabemos que muchos festivales recibirán capacitación después de llevarse a cabo, pero eso no importa. Lo trascendental es fomentar la colaboración con el Reino Unido y pensar en la continuidad. Queremos conocer cómo está el sector de los festivales en México y poder generar un programa a mediano plazo con mayor impacto”, asegura.

ricardo.quiroga@eleconomista.mx