Cancún.- Niurka Sáliva, esposa de Gregorio Sánchez Martínez, candidato a la gubernatura del estado por el PRD, PT y Convergencia, detenido por presuntos vínculos con el crimen organizado, deploró la aprehensión de su cónyuge, acción que calificó como una injusticia.

Sáliva, quien presenció la aprehensión del alcalde con licencia de esta ciudad al regresar a Cancún desde la Ciudad de México, abogó por la inocencia de su esposo y lo consideró al margen de las acusaciones que le imputan.

De hecho, participó en las primeras movilizaciones a favor de la liberación de su cónyuge, al que considera víctima de una jugada policial, al buscar la gubernatura por el bloque opositor.

Por cierto, la ex presidenta municipal del DIF deslindó a autoridades federales de este asunto, pero sí apuntó hacia el gobierno estatal en este aspecto.

Por su parte, en entrevista con Notimex, el procurador de Justicia del estado y antecesor de Sánchez Martínez en la alcaldía, Francisco Alor Quezada, ratificó que los delitos atribuidos al alcalde con licencia son del fuero federal, por lo que la dependencia que encabeza se mantiene al margen y sin mayores comentarios del caso.

apr