Ciudad del Vaticano.Las autoridades italianas incautaron un documento privado dirigido al Papa Benedicto XVI cuando allanaron la casa del recientemente destituido jefe del Banco Vaticano, manifestó ayer un abogado, con lo que se agregó un giro legal potencialmente problemático a un ya controvertido caso.

La policía paramilitar italiana allanó la casa de Ettore Gotti Tedeschi en Piacenza el martes como parte de una investigación sobre corrupción en el gigante aeroespacial y de ingeniería controlado por el Estado italiano, Finmeccanica. Gotti Tedeschi es un viejo amigo del actual director de Finmeccanica, que está bajo investigación.

Durante la redada, los fiscales incautaron una detallada exposición de Gotti Tedeschi preparada para Benedicto XVI en relación con su destitución como Presidente del Banco Vaticano el 24 de mayo. El fiscal Fabio Palazzo destacó ayer que los documentos fueron incautados y que Gotti Tedeschi no los entregó voluntariamente.

La incautación plantea problemas legales potencialmente espinosos, ya que Gotti Tedeschi fue, hasta hace poco, un funcionario de un Estado soberano -Vaticano- y como tal goza de cierta inmunidad en Italia.

El portavoz del Vaticano, el reverendo Federico Lombardi, dijo que la Santa Sede es consciente de la crisis, pero estaba a la espera de aclarar cuáles documentos relacionados con la Santa Sede fueron tomados. Sólo después de tal análisis el Vaticano consideraría cualquier otra medida posible, dijo.