Vilna. Lituania levantará una cerca en la frontera con el enclave ruso de Kaliningrado, fuertemente militarizado, informó el ministro del Interior, Eimutis Misiunas.

Las razones son económicas, impedir el contrabando, y geopolíticas, reforzar la frontera exterior de la Unión Europea , explicó el ministro lituano.

La construcción de esta valla de unos 130 km, de dos metros de alto, empezará en la próxima primavera y está previsto que se termine antes de final de año.

No frenará los tanques, pero estará construida para que sea difícil escalarla , precisó el ministro Eimutis Misiunas.

La Unión Europea asumirá la mayoría del coste de la construcción, cuyo costo es de 25 millones de euros. Lituania aportará por su parte 3.6 millones de euros.

Puerto militar

El enclave de Kaliningrado, que está desconectado del resto del territorio ruso, se sitúa entre el mar Báltico y dos países de la Organización del Atlántico Norte (OTAN), Polonia y Lituania, y alberga un puerto militar.

Las relaciones entre Rusia y naciones vecinas, principalmente los países bálticos, se han ido tensando, sobre todo después de la anexión de Crimea por parte de Moscú en el 2014.

Para el ministro del Interior, Misiunas, esta valla podría impedir provocaciones en la frontera entre ambos países.

El despliegue militar de la OTAN y Estados Unidos que han llevado a cabo en la región para tranquilizar a sus aliados es considerado por Rusia como una amenaza para su seguridad , como lo mencionó el gobierno ruso la semana pasada,con la llegada a Polonia de una brigada blindada estadounidense.