Monterrey, NL. Hisense, fabricante chino de electrodomésticos, podría iniciar operaciones antes de junio de 2022, en la planta instalada en el Parque Hofusan, que se localiza en el municipio de Salinas Victoria. Sin embargo, ante la escasez de chips, tendrán que importar materia prima desde ese país, comentó Samuel Peña Guzmán, vicepresidente de Hisense en Monterrey.

“En su momento, parte de estos microcomponentes se van a estar importando, se está contemplando iniciar con refrigeradores y estufas en el primer semestre de 2022, antes de junio estaremos iniciando, posteriormente vendrán otros proyectos", destacó el directivo.

Señaló que la falta de semiconductores le está afectando mucho a los sectores automotriz, electrodomésticos y electrónico, “es un tema que no se va a resolver rápido, nos va a llevar tiempo, tenemos que adaptarnos a nuevos tiempos pero sí nos está causando estragos”.

Hisense iniciará operaciones con 1,200 trabajadores y paulatinamente irá creciendo hasta los 4,000 trabajadores, indicó Samuel Peña.

De acuerdo con datos del Clúster de Electrodomésticos de Nuevo León (CLELAC), en la entidad se fabrica el 40% de la producción nacional.

Las exportaciones de electrodomésticos de Nuevo León alcanzaron 2,710.2 millones de dólares en julio de este año, lo que representa el 10.68% de 25,371.8 millones de dólares en exportaciones totales, según Data Nuevo León.

El CLELAC espera cerrar este año con un crecimiento récord del 15% en producción, tanto para la exportación como para el mercado doméstico, es decir 5% más que en la pre pandemia y la expectativa es que el crecimiento supere esa cifra en 2022, debido al aumento de la demanda, principalmente de aire acondicionado y refrigeración.

Desarrollo de proveedores

Para cumplir con las regulaciones del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), la firma desarrollará a proveedores regionales (Norteamérica), debido a que en las reglas de origen un refrigerador debe tener un contenido nacional del 58%, pero también muchas empresas de China se vendrán a establecer a esta región para tener un compliance (cumplimiento normativo).

“Tenemos que desarrollar a los proveedores para cumplir con las regulaciones que te pide el T-MEC. Traemos algunos proveedores directos que ya estamos viendo, alrededor de 8 o 9, pero proveedores locales vamos a desarrollar una cantidad no determinada aún”, enfatizó el directivo.