“Cuando construyas tu futuro con alguien... ¡en algún momento tienes que ir con todo!”. De esta forma, Oskar Hjertonsson, uno de los fundadores de Cornershop, anunciaba que Uber tomaba el 47% restante de aplicación.

De acuerdo a documentos de la SEC, la aplicación de transportes llegó al 100% a cambio de 29 millones de acciones. De acuerdo a estimaciones de Bloomberg, serían cerca de 1,400 millones de dólares en acciones. Se espera que la transacción se concrete durante julio.

Cabe recordar que en octubre de 2019 Uber tomó el control de Corneshop por unos 400 millones de dólares. "Pero para realmente desbloquear todo el potencial de esta asociación, debemos operar como una sola empresa", sostuvo Hjertonsson en su cuenta de Twitter.

"Estoy muy orgulloso de que seremos una parte esencial de la misión y plataforma tecnológica global de Uber. Tenemos grandes sueños y mucho trabajo por delante y gran parte de ese trabajo será dirigido por nuestro equipo técnico en Santiago de Chile", añadió.

En un posterior comunicado, Uber detalló que Cornershop continuará operando bajo su actual equipo de liderazgo, el que reportará al director de Delivery de Uber, Pierre Dimitri Gore-Coty. "Juntos, duplicaremos la estrategia de llevar la compra y entrega de supermercado en un mismo día a la plataforma de Uber en todo el mundo", dijo Dara Khosrowshahi, CEO de Uber.

En una comunicación previa al regulador de Estados Unidos Uber anticipó que tenía la obligación de adquirir el porcentaje restante de Cornershop, dando un plazo de cinco años para eso.

La compra de Cornershop por parte de Uber dio de que hablar. Latin Lawyer Awards premió la catalogó como el "deal of the year", donde resaltaron que la exitosa adquisición se concretó en medio de la pandemia.

También señalaron que "la adquisición enfrentó desafíos regulatorios en Chile y México, mientras que también se destaca el precio sustancial de una participación controladora en una startup latinoamericana", que alcanzó los 459 millones de dólares.

Los estudios galardonados por el lado de Uber son Morrison & Foerster, WilmerHale y Greenberg Traurig SC, mientras que los de Cornershop son Gunderson Dettmer Creel, García-Cuéllar, Aiza y Enriquez SC. En Chile, las dos firmas fueron asesoradas por DLA Piper. La publicación hizo un recuento de la historia del acuerdo e indicaron que "cuando anunció su intención de comprar Cornershop en octubre de 2019, Uber sabía que sería un desafío". Desde un principio el CEO de Uber habló sobre sus intenciones para que Cornershop sea líder en mercado de América Latina.