La iniciativa que programa presentar el gobierno federal para reducir las restricciones a la Inversión Extranjera Directa (IED) a ciertos servicios incluirá los de telefonía y aerolíneas, adelantó José Antonio Torre, subsecretario de Competitividad y Normatividad de la Secretaría de Economía.

Estas reformas, que no involucran cambios a la Constitución, serán presentadas como parte de un paquete que abarcará varios sectores.

Torre comentó que la intención gubernamental es presentar la iniciativa y que siga su curso durante el comienzo de la nueva administración federal. Es muy difícil que haya un fast track (vía rápida) en una reforma de este tipo , refirió.

La Comisión Nacional de Inversiones Extranjeras (CNIE) recomendó incrementar de 25 a 49% el tope de capital foráneo en las aerolíneas de vuelos domésticos.

Ya hay varias iniciativas presentadas en el Congreso de la Unión para ampliar a más de 49% el límite de inversión extranjera en la telefonía fija, sin que hasta ahora ninguna haya sido aprobada, aun cuando en la telefonía móvil no existen restricciones.

Aunque Torre no los mencionó, entre los sectores que podrían abrirse más a la IED, en forma total o parcial, estarían los de radiodifusión y transporte (aerolíneas, cabotaje marítimo, puertos, navegación y autotransporte federal).

En el caso del transporte aéreo nacional, la CNIE evaluó restricciones en otros países y concluyó que el tope de 49% permite tener control nacional sobre un sector considerado estratégico.

Obviamente, (la iniciativa) entra al Congreso, que es un poder autónomo, y habrá discusiones en el Congreso y el siguiente gobierno tendrá que seguir empujando esto , concluyó Torre.

rmorales@eleconomista.com.mx