El consumo de carne procesada en México ha crecido 18.2% en los últimos cinco años, pues pasó de un volumen en ventas de retail, de 244,000 toneladas en el 2010, a uno de 288,500 toneladas en el 2015, creciendo a una tasa anual de 3.4%, de acuerdo con cifras de Euromonitor International.

Para la analista de la firma de investigación de mercados, Beatriz de Llano, es todavía muy temprano para ver qué impacto van a tener las recientes declaraciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en esta industria.

Lo que hemos visto en los últimos años en el caso de México es que la categoría de carnes frías indica una tendencia positiva, pues ha mostrado crecimiento en el país, sobre todo por su conveniencia , explicó la analista.

Ejemplificó con los empaques resellables, que ayudan a que los productos se mantengan frescos en el refrigerador, además de que comúnmente son percibidos como higiénicos por el mismo tema del empaque, donde es fácil ver las fechas de caducidad, muchas veces ya están cortados, tienen etiquetas nutricionales, etcétera.

En general, los cambios sociodemográficos del país están favoreciendo a los alimentos empacados por la gran conveniencia que ofrecen, y la carne procesada empacada no es la excepción , puntualizó. La analista enfatizó que aún es muy temprano para hablar de lo que se verá en la industria en los próximos años.

Sin embargo, esperamos que los productores de carnes procesadas empiecen a destacar mucho más los beneficios de consumir carne, como la proteína y los nutrientes que contiene. Por otra parte, también esperamos que empiecen a diversificar más su portafolio hacia carnes menos procesadas o percibidas como más saludables .

Euromonitor prevé que el mercado de la carne procesada en México cerrará el 2015 con un valor de 1,949.4 millones de dólares, lo que significaría un crecimiento de 21.3% respecto de los 1,606.5 millones que valía en el 2010.

En México, casi 80% de este mercado está dominado principalmente por tres empresas mexicanas: Sigma Alimentos (con marcas como Fud y San Rafael), Grupo Bafar (con marcas como Sabori y Bafar) y Xignux (Qualtia Alimentos), con marcas como Zwan y Kir.

Respecto de la carne roja fresca, Beatriz de Llano agregó que lo que se ha visto en los últimos años en el país es un crecimiento, sobre todo de carne de cerdo, la cual tiende a tener mejor precio que la de vaca, y que además había estado mejorando su imagen ante los consumidores. Con datos al 2014, el volumen de ventas de la carne roja fresca en México fue de 1 millón 634,500 toneladas, un crecimiento de 1.3% respecto de 1 millón 614,100 toneladas del 2009.

En cuanto al mercado global, Pinar Hosafci, analista senior de Alimentos en Euromonitor International, consideró que no cree que tengan un gran impacto en las marcas de alimentos las declaraciones hechas por la OMS la semana pasada. Sin embargo, las empresas necesitarán defender sus marcas , explicó.

Por su parte, Anastasia Alieva, jefa de Investigación de Alimentos Frescos en Euromonitor, agregó que el consumo de carne roja fresca ha declinado en los últimos años en mercados desarrollados como Europa Occidental y América del Norte, y una de las razones es que precisamente se le asocia con enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer.

En la región de Norteamérica, el volumen de ventas a retail de carne roja fresca cayó 11.8% del 2009 al 2014, mientras que en Latinoamérica creció 10.4 por ciento.

[email protected]