China ha invertido 230 millones de dólares en proyectos productivos en México, un monto marginal frente a los 417,300 millones de dólares de Inversión Extranjera Directa que ha canalizado a distintos países en el mundo.

Estos datos comprenden cifras hasta septiembre de 2012 respecto a las inversiones captadas por México y hasta el cierre de ese mismo año según estimaciones del Ministerio de Comercio de China.

La tendencia se mantiene si se agregan a las inversiones realizadas proyectos en los que empresas de China han fracaso en sus intentos por realizar proyectos productivos fuera de su país.

Una investigación de Heritage Foundation reveló que las empresas de China sólo han realizado transacciones (con éxito o fallidas) de inversión por 430 millones de dólares en México, mientras que la cantidad para el resto del mundo asciende a 606,600 millones de dólares.

En el continente americano, en forma acumulada, las empresas chinas han realizado transacciones para invertir 174,570 millones de dólares, destacando Estados Unidos con 54,000 millones de dólares, Canadá con 36,700 millones y Brasil con 27,700 millones.

México quedó en la posición 15 en todo el continente, por debajo de otras naciones como Venezuela (13,900 millones de dólares), Argentina (11,700 millones), Ecuador (7,900 millones) y Perú (7,200 millones).

Los proyectos están dirigidos sobre todo a los sectores de energía, minería, transporte y financiero.

China invirtió 77,600 millones de dólares de IED en 2012, según estimaciones del gobierno de ese país, lo que rompería un nuevo récord.

RDS