Los comerciantes en pequeño de la Ciudad de México advirtieron que la contracción económica, llamada “cuesta de enero”, se alargará hasta marzo del presente año, periodo en el que los empresarios advierten de caída en ventas de hasta 12 por ciento.

Ada Irma Cruz Davalillo, presidenta de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño de la Ciudad de México (Canacope), estimó que la reactivación económica podría darse hasta el segundo trimestre cuando el consumidor, en su mayoría habrá solventado los gastos de fin de año y los pagos de impuestos, sin embargo, no podrá recuperar el poder adquisitivo.

“Por desgracia, el aumento al salario mínimo que se anunció en noviembre pasado, tiene la gran posibilidad de ser diluido por los ajustes en los precios, tal y como ocurrió en 2017”, dijo en conferencia de prensa.

Sostuvo que el 2018 estará marcado por precios en tendencia al alza, un consumo moderado y factores económicos con predisposición al aumento del precio de insumos como son el gas, electricidad y gasolina.

Además, de los efectos que tendrán en el dólar, la disminución de inversiones, la negociación del TLCAN, la reforma fiscal de Estados Unidos, la relación política con su actual gobierno y el panorama social y político interno por la contienda electoral y sus resultados.

“El sector MiPYME tendrá un panorama complicado y de mucho esfuerzo para mantenerse activo y competitivo en el mercado interno. La previsión de crecimiento para el sector se coloca en el 1% para 2018.

erp