Pese a que las empresas tendrán que enfrentar un entorno económico más difícil, el sector comercio, servicios y turismo arrancará el 2016 con batería cargada, luego de que este año cerrará con ventas altas, por arriba de la expectativa, derivado del fuerte consumo interno, aseveró Enrique Solana Sentíes, presidente de la Confederación de Cámaras de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur).

El crecimiento para el próximo año en el comercio y los servicios será superior al de la economía en su conjunto, esperamos que el PIB sea por arriba de 3%, mientras que los sectores podrían reportar alzas de 5 y 4.5% respectivamente , destacó el empresario.

En entrevista, el líder de los comerciantes establecidos sostuvo que esta mejora se sustenta en la mejor capacidad de compra de los mexicanos durante el presente año, en el que la confianza se elevó para adquirir bienes duraderos; además de que han reducido los costos de telefonía y electricidad.

El sector comercio va a cerrar fuerte este año , afirmó Solana, luego de que el comercio acumula de enero a septiembre un repunte de 5.2% comparado con el mismo periodo del 2014; mientras que el turismo sigue creciendo con la llegada de visitantes, ya sea en cruceros, avión o terrestre.

Será difícil que abruptamente se corte esa tendencia inercial hacia arriba y caiga en recesión en los próximos meses. En el 2015, los primeros meses fueron complicados en el sector servicios, pero hacia el segundo trimestre se presentó el jaloneo para arriba, refirió

Comparó al sector con un elefante al que le cuesta trabajo echarlo a caminar, pero una vez que acelera también es difícil pararlo, de modo que el gremio que encabeza repunta sin mirar atrás, abundó.

Hay factores que incentivan al sector, como las remesas, que es dinero que se inyecta a la economía; el alto grado de divisas por turismo y el fortalecimiento del poder adquisitivo, que aunado a la baja inflación que marcado tendencia histórica lleva a una mejora del consumo interno.

El presidente de la Concanaco mencionó que la recuperación del mercado interno y el tipo de cambio influirán para sustituir importaciones, lo que dará paso a que los sectores internos ganen participación.

Aun así, dijo, prevemos que las empresas tendrán que enfrentar un entorno económico más difícil, ya que el gobierno ha presupuestado una baja en el gasto programable de 5.9%, el cual abarca a la gran mayoría de las dependencias federales.

[email protected]