Explosivo y con carácter complicado, cualidades del lanzador Zack Greinke ante los ojos de quienes observan las Grandes Ligas. Milwaukee atiende menos la faceta negativa del derecho que es capaz de irse expulsado por increpar severamente a los ampayers. Para Brewers ha sido más determinante su despliegue desde el montículo y haría hasta donde esté en sus posibilidades por retenerlo a costa de un poderoso contrato, aun con cuando son constantes las versiones de una posible transferencia a otro equipo.

Información de la cadena NBC Sports, a través de Matthew Pouliot, externan que la escuadra donde milita el pitcher michocano, Yovani Gallardo, va a ofrecer al Cy Young 2009 con los Royals, un convenio por cinco años y alrededor de 100 millones de dólares. Aunque para algunos expertos, el que Greinke mejore su desempeño despertará ineludiblemente el interés de más escuadras sobre el originario de Florida y, si los demás proponen más dinero para Milwaukee sería imposible retenerlo.

Pouliot argumenta que Zack está en el rango de los 100 millones y más si se conserva sano y en buen nivel, pero que en caso de que la oferta de Brewers sea 20 o hasta 30 millones menos el jugador saldrá del club. Sin embargo, difícilmente llegaría a los principales mercados de la MLB como Los Ángeles o Nueva York, debido a su temperamento.

Zack Greinke, con récord de 9-3 en este certamen y 3.57 de efectividad llegó a Milwaukee vía cambio con Kansas City en el 2011. Su salario anual en la campaña anterior y la presente es de 13.5 millones de dólares de acuerdo a reportes oficiales.

DOS LOGROS DE GREINKE

No es para menos que Greinke genera el deseo de varios, puesto que en esta campaña logró la hazaña de abrir tres encuentros de forma consecutiva, dos frente a Houston y otro contra Pittsburgh, algo que no ocurría desde 1917 con Red Faber, de Chicago White Sox. Además, en junio, estuvo presente por nueve entradas, en la blanqueada en extraiinings sobre CWS.

diego.fragoso@eleconomista.mx