Una mayoría de los deportistas estadounidenses que respondieron a un sondeo sobre dopaje dijo que sienten presiones de arriba para ganar medallas y que la atención se centra solamente en quienes acumulan victorias.

Aunque los deportistas han mencionado a menudo la cultura de ganar a toda costa como razón por la que se hacen trampas, sólo una mínima porción de los encuestados dijo que se sentirían tentados a usar esteroides.

La Agencia Antidoping de Estados Unidos (USADA, por su sigla en inglés) recibió respuestas de 886 deportistas en un amplio sondeo, dado a conocer el martes, que registró opiniones sobre una serie de asuntos relacionados con las drogas para mejorar rendimiento.

De los encuestados, 65% concordó cuando se les preguntó si el Comité Olímpico estadounidense y federaciones individuales de deportes presionaban a los deportistas de primera para ganar medallas. Además, 61% estuvo de acuerdo con la afirmación: “Cuando fracaso la gente se interesa menos en mí”.

Travis Tygart, director general de USADA, dijo que no le sorprendió el alto porcentaje de deportistas que se sienten parte de una cultura de “ganar a toda costa”.

“Es exactamente lo que escuchamos de los deportistas hoy sobre por qué decidieron doparse cuando lo hicieron, y por qué debemos cambiar esa cultura si queremos devolverles plenamente la competencia a los deportistas limpios”.

Pero cuando se les preguntó a los encuestados si estarían tentados a usar drogas prohibidas en diversas circunstancias, incluyendo si su entrenador lo recomendaba, no más de 9% de los deportistas respondió “sí”.

USADA dice que se trata del mayor sondeo de su tipo. Fue enviado el año pasado a 2,000 deportistas en Estados Unidos. La mayor parte de las respuestas (149) provino de campo y pista.

Solamente 7% de los encuestados dijo haber pasado por pruebas antidopaje más de 50 veces en sus carreras. Por su parte, 36% —la mayoría— dijo que habían sido examinados entre 11 y cinco veces.

Las autoridades de dopaje usualmente incrementan el número de análisis para los deportistas de más alto nivel y los que regresan de largos periodos sin acción.