La sexta edición del Hot Sale, la iniciativa de ventas impulsada por la Asociación Mexicana de Ventas Online (AMVO), registró un crecimiento de 77% frente a la edición del 2018, con ventas por 11,082 millones de pesos.

Este Hot Sale registró un aumento de 63% en el ticket promedio de compra, con 6.5 millones de órdenes de compra, y un ticket promedio de 2.6 artículos por transacción. El ticket promedio de compra subió de 1,350 pesos (en 2018) a 2,200 pesos (en 2019.

Unos 14.3 millones de productos se vendieron durante los cinco días de promociones, lo que representó un alza de 23, frente al 2018. Esta nueva edición registró a dos millones de nuevos compradores.

Un total de 419 empresas participaron en la sexta edición del Hot Sale, lo que representó un alza de 15%, frente a los participantes de la edición anterior.

Las categorías de viajes y electrónicos, registraron las mayores ventas; y Moda y muebles fueron las categorías donde más productos se vendieron.

El top 5 de categorías 

  1. Moda
  2. Electrónicos
  3. Celulares
  4. Belleza y Cuidado Personal
  5. Electrodomésticos

La AMVO reportó que un incremento en poblaciones de mayor edad, lo que representó una evolución en los compradores de comercio electrónico. En los segmentos de 35 a 44 años hubo un aumento de 27%; mientras que los compradores mayores a los 55 años crecieron de 2 a 10%, lo que mostró un cambio en los perfiles de los compradores, dijo Daniela Orozco, gerente de investigación de la AMVO.

Métodos de pago

Los principales métodos de pago utilizados por los compradores mexicanos son tarjetas de crédito (41%) y débito (38%), seguida por wallet bancarios (Paypal, MercadoPago), tarjetas departamentales (17%) y tarjetas digitales bancarias (16%), ésta última ha ido ganando terreno y se ha convertido en soportes a los métodos de pago tradicionales. Los pagos en efectivo en cadenas comerciales y en contraentrega fueron en 11 y 8%, respectivamente.

Para la AMVO, uno de los grandes obstáculos sigue estando que sigue siendo la inclusión financiera. “E-commerce sigue siendo muy pequeño, sigue representando 2% dentro de las ventas, necesitamos que represente el 10 por ciento. Para eso, necesitamos seguir ayudando a que más mexicanos puedan integrarse a la inclusión financiera, sabemos que todavía es un reto para el mexicano poder tener acceso a un método de pago fácil para comprar digitalmente, y queremos seguir ayudando con eso”, dijo Eric Pérez-Grovas en entrevista con El Economista.

Logística y Negocios conectados

Para la AMVO, otro de los temas en los que aún se debe de trabajar es en la logística del comercio electrónico: “Tenemos que seguir apoyando a que la infraestructura logística apoye al crecimiento en infraestructura del consumidor”, dijo Pérez-Grovas.

Además, “el B2B es muy importante, necesitamos lograr que los comercios en México puedan tener una manera más fácil de transaccionar digitalmente”. Esta edición del HotSale contó con la participación de 419 comercios participantes, durante los cinco días del evento. 

El presidente de la AMVO reiteró que el comercio electrónico en México sigue teniendo un fuerte potencial de crecimiento a doble dígito, pero para que esta iniciativa se pueda consolidar a nivel nacional hace falta “mayor inclusión financiera, eso es un hecho, necesitamos lograr que todo el mundo pueda pagar fácilmente desde su dispositivo móvil; seguir logrando que los compradores puedan recibir sus productos todavía en menos tiempo”, agregó Pérez-Grovas.

[email protected]