El gigante estadounidense de internet, Google, se asoció este miércoles con el poderoso y ambicioso grupo indio Reliance Industries, fortaleciendo su presencia en el codiciado mercado del gigante asiático.

La empresa con sede en Mountain View, California, anunció el lunes una inversión de 10,000 millones de dólares en India durante los próximos cinco a siete años para "acelerar la economía digital" del país, con 1,300 millones de habitantes.

La primera etapa de este "fondo para la digitalización de India" consiste en asumir una participación del 7.7% de Jio Platforms, filial digital de Reliance Industries, por un monto de 4,500 millones de dólares.

En abril, otro de los gigantes norteamericanos, Facebook, había hecho lo propio al adquirir el 9.99% de Jio Platforms por 5,700 millones de dólares.

"Permítanme recibir y dar la bienvenida a Google como socio estratégico de Jio Platforms", señaló Mukesh Ambani, director general de Reliance Industries, este miércoles durante la junta general de accionistas virtual del grupo, anunciando la rúbrica de un "acuerdo de asociación e inversión preceptivo".

Ambas empresas han hecho público su proyecto para desarrollar un "smartphone básico y de bajo costo" en India, que funcione con el sistema operativo Android, para brindar un acceso fácil a internet a los habitantes de la segunda nación más poblada del mundo.

"Estamos entusiasmados de reflexionar desde un principio la manera para que millones de usuarios en India pueden hacerse de smartphones", señaló Google en un comunicado en su blog oficial.

"La mayoría de la población en India aún no tiene acceso a internet, y menos aún a teléfonos inteligentes, por lo que todavía nos queda un largo camino por recorrer", añadió el grupo estadounidense.

Reliance y Google consideran que pueden desarrollar un teléfono 4G, eventualmente 5G, asequible, por "una parte de su costo actual", indicó Ambani.

Con este proyecto de smartphones, Reliance busca competir con los fabricantes chinos de aparatos baratos, muy codiciados por los indios, afirman los expertos.

"Nuestro objetivo son los fabricantes chinos de smartphones. Reliance quiere complicarles la vida a las empresas chinas en la categoría de teléfonos inteligentes y aumentarán su potencia con este objetivo" concreto, dijo a la AFP Satish Meena, analista en Forrester Research.