Las agencias de espionaje británicas otorgaron un contrato a Amazon Web Services (AWS) para alojar material clasificado, en un acuerdo para impulsar el uso del análisis de datos y la inteligencia artificial (IA) para el espionaje, informó el Financial Times el lunes.

La agencia de espionaje GCHQ de Reino Unido defendió la adquisición de un sistema en la nube de alta seguridad que será utilizado por los servicios hermanos MI5 y MI6, así como por otros departamentos gubernamentales como el Ministerio de Defensa durante operaciones conjuntas, agregó el informe.

El acuerdo se firmó este año con AWS, la unidad de servicios en la nube de Amazon.com Inc., y los datos de todas las agencias se mantendrán en Reino Unido, informó el periódico, citando a personas conocedoras de las discusiones.

GCHQ dijo que no comentará los informes sobre sus relaciones con los proveedores de tecnología. AWS se negó a comentar igualmente la información.

En febrero, los ciber espías británicos de la agencia de escuchas GCHQ dijeron que habían adoptado por completo la IA para descubrir patrones en grandes cantidades de datos globales para contrarrestar la desinformación hostil y atrapar a los abusadores de niños.

GCHQ lleva años utilizando formas básicas de IA, como la tecnología de traducción, pero ahora está intensificando su uso, en parte en respuesta al uso de IA por parte de estados hostiles y en parte debido a la explosión de datos que la hace efectiva.

Más temprano el lunes, el director de GCHQ, Jeremy Fleming, dijo en una conferencia que el número de ataques de "ransomware" se había duplicado en el Reino Unido en 2021, en comparación con el año pasado, según el FT.