Para las autoridades financieras mexicanas, la colocación de Santander México en la Bolsa es el reflejo de que las condiciones en México son mejores que las de otras economías, además de que permitirán fomentar la participación de más bancos en el mercado de valores.

Lo anterior se da en el marco del anuncio del lanzamiento de la oferta pública de las acciones de Santander México en el mercado de valores de México y de Nueva York, la cual tendrá lugar el 26 de septiembre.

Con la llegada de Santander a la Bolsa de valores, esperamos que más bancos estén dispuestos a participar en el mercado de valores , aseguró Gerardo Rodríguez Regordosa, subsecretario de Hacienda.

Sin embargo, hasta la fecha, ninguno de los otros bancos están en lista de espera para sacar sus acciones al mercado, por lo que aún quedan muchos participantes del sector con la oportunidad de entrar a la Bolsa Mexicana de Valores.

Hasta ahorita, sólo la cotización de Santander es la que tenemos aprobada. No estamos analizando ninguna otra solicitud de colocación, pero no se descarta que alguno de ellos esté evaluando por su cuenta salir a la Bolsa , dijo Guillermo Babatz.

Para el Presidente de la CNBV, que coticen los bancos en la Bolsa de valores de México permite aumentar el nivel de participación de las empresas y de los inversionistas en el mercado de valores, el cual aún es muy bajo.

A través de las afores, los trabajadores pueden participar de la solidez del sector financiero y en específico del bancario, por medio de la oferta de accionaria de los bancos , explicó Babatz.

Asimismo, el Subsecretario de Hacienda destacó que, por primera vez, México ofrece una amplia gama de productos financieros al público en general; pueden tener acceso las personas físicas, las pequeñas empresas y los grandes corporativos.

ehuerfano@eleconomista.com.mx