La presidenta de la Confederación Suiza, Doris Leuthard, demandó la creación de un nuevo sistema de gobernanza mundial que regule los mercados financieros, al inaugurar la 99 Conferencia Internacional del Trabajo.

Llamó a la comunidad internacional a definir 'nuevas reglas para minimizar los riesgos provocados por unos cuantos'.

'El capitalismo ha llegado a graves limitaciones financieras por lo que se hace necesario aprender de las lecciones de la crisis', subrayó Leuthard ante unos cuatro mil delegados de más de 180 países miembros de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Los gobiernos no deben sucumbir a la tentación de volver a los negocios como siempre ('bussines as usual'), declaró la presidenta de Suiza, tras advertir que 'no saldremos de la crisis mientras exista desempleo y subempleo'.

"Es inaceptable que algunas empresas hayan asumido riesgos que llevaron a la economía mundial al borde del abismo", lamentó Leuthard ante los delegados de la OIT que se reunen en Ginebra desde este miércoles hasta el próximo día 18.

"La supervivencia del más fuerte no puede guiar la globalización", dijo Leuthard e instó a la comunidad internacional a promover una cooperación más coherente.

La presidenta señaló la importancia de "la cooperación y la coherencia no sólo entre gobiernos, sino también con los interlocutores sociales para abordar los desafíos del desarrollo y para satisfacer las necesidades económicas, sociales y ambientales".

Se debe tener 'la audacia y el coraje' de reconocer los errores del pasado y aprender de la crisis, reiteró Leuthard.

El director general de la OIT, Juan Somavía, presentó por su parte ante la Conferencia un informe en el que advirtió que a pesar de los signos de una débil recuperación económica 'nos enfrentamos a una nueva fase de la crisis financiera'.

Somavia señaló que esta nueva fase 'está relacionada con la deuda soberana, que pone en peligro las perspectivas de crecimiento en algunos países, afecta a la economía mundial y vuelve a sembrar dudas sobre la estabilidad del sistema monetario y financiero internacional".

Según el informe presentado por Somavia, el desempleo continuó aumentando en el 2010 y se estima que la tasa mundial de desempleo permanezca este año en 6.5%, más de 210 millones de personas.

RDS