Sólo si se presenta un riesgo extremo en España, Portugal o algún otro de los países europeos, habría un impacto relevante en los mercados de América Latina, advirtió Nicolás Eyzaguirre, funcionario del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Pero es un panorama muy poco probable, observó Nicolás Eyzaguirre director del FMI para el Hemisferio Oeste, donde se ubica México.

En rueda de prensa para presentar el reporte Panorama Económico en las Américas, dictada desde Montevideo, aseguró que en el Fondo no están esperando algún efecto en la región por los desafíos fiscales que efectivamente enfrentan aquellas economías europeas.

Al interior del documento, los expertos del organismo esgrimen que la recuperación de la economía estadounidense sigue impulsada por las políticas de estímulo económico y el ciclo de inventarios.

Lo que les hace suponer que aquella economía aún no está creciendo con sus propias fuerzas, es decir, que no ha terminado de recuperarse.

En el documento, los expertos sugieren cautela a las economías de América Latina para aprovechar la llegada de capitales que persistirá mientras se recupera del todo Estados Unidos.

La oferta de financiamiento externo ha vuelto a ser abundante y barata para muchas economías de mercados emergentes, lo que crea oportunidades para una mejor administración de la deuda, permite ahorrar el interés pagado a los extranjeros y expande oportunidades de inversión , argumentan los expertos.

Pero el dinero barato del exterior, viene también con un número de riesgos potenciales que deben ser administrados, observó aparte Eyzaguirre.

Distintas velocidades

Según el documento, América Latina y el Caribe sí se están recuperando de la recesión global a una velocidad mayor que la prevista, pero con grandes diferencias entre los países de la región.

Para 2010, se proyecta que el PIB regional crecerá 4%'', lo que representa una revisión al alza en torno a un punto porcentual respecto al pronóstico para 2010 presentado en octubre del 2009.

"Si bien en muchos países que son exportadores de materias primas el crecimiento está cobrando impulso, en otros avanza muy lento, especialmente en los que dependen más de turismo proveniente de las economías avanzadas'', explican los expertos en el informe.

El documento divide a la región entre países exportadores de materias primas con pleno acceso a los mercados financieros (incluyendo a Brasil, Chile, Colombia, México y Perú); otros exportadores de materias primas; importadores de materias primas muy dependientes de ingresos por turismo extranjero (especialmente las naciones caribeñas) y otros países importadores, (especialmente las naciones centroamericanas, muy dependientes del ingreso por remesas).

Según el FMI, para muchos exportadores de materias primas vinculados con los mercados financieros, como México, el reto principal será el buen manejo de la fase de expansión del ciclo económico en medio de condiciones externas muy favorables''.

En cambio, los importadores de materias primas con fuertes ingresos por turismo enfrentarán una débil recuperación, debido a ``los niveles de elevados de deuda y el acceso limitado al financiamiento''.

ymorales@eleconomista.com.mx

RDS