La pandemia que se vive actualmente ha acentuado las vulnerabilidades que viven los jóvenes en materia de inclusión financiera, por lo que los reguladores financieros deben de considerar el contexto actual, y ver más allá, para apoyar a este segmento poblacional, de acuerdo con la Alianza para la Inclusión Financiera (AFI), de la cual México es parte.

En un análisis sobre cómo la inclusión financiera puede ayudar a los jóvenes a mitigar el impacto del coronavirus, la AFI indicó que es necesario que los reguladores comprendan y respondan a las vulnerabilidades que se han remarcado a raíz de la emergencia sanitaria.

“Los trabajadores jóvenes están sobrerrepresentados en la economía informal, especialmente en sectores devastados por la pandemia, incluidos el turismo, el alojamiento y los servicios alimentarios, y, por lo tanto, están, en gran medida, excluidos del sector financiero formal y de los planes de seguridad social”, detalla el análisis.

De acuerdo con el Global Findex del Banco Mundial, poco más de la mitad de los jóvenes en el mundo, es decir entre 15 y 24 años, está bancarizada.

El análisis de la AFI destaca que los jóvenes en el mundo se han visto seriamente afectados por la crisis del Covid-19, especialmente las mujeres de este segmento poblacional. “Una encuesta reciente de la Organización Internacional del Trabajo sobre desempleo juvenil encontró que los jóvenes de todo el mundo se han visto gravemente afectados por la crisis… uno de cada seis jóvenes está sin trabajo como resultado de la pandemia”.

Asimismo, resalta que el cierre de escuelas a nivel nacional ha afectado a 70% de la población estudiantil en el mundo, pues muchos países carecen de la infraestructura necesaria para garantizar que las clases pueden continuar en línea.

En este contexto, el reporte indica que es necesario impulsar regulaciones de soluciones digitales para superar las barreras de acceso; apoyar la adopción y el uso de herramientas financieras digitales, así como buscar la manera de fortalecer la capacidad financiera de los jóvenes para hacer frente a crisis futuras.

fernando.gutierrez@eleconomista.mx