La gran aceptación de las redes sociales entre las personas de diferentes edades y la entrada de los servicios móviles permitirán a los bancos reestructurar el modelo de negocio, centrándose más en las necesidades específicas de cada cliente, consideran especialistas.

Esta transformación permitirá a las entidades financieras dejar atrás su tradicional organización centrada en productos y sobre la que han construido gran parte de sus sistemas de información y control de administración , aseguró Adrián Blanco, director de soluciones para la industria de los servicios financieros y de seguros de IBM México.

En México existen 90 millones de cuentas telefónicas móviles y sólo 30 millones de cuentas de depósito bancarias, por lo que los bancos están incrementando su presencia en las denominadas cuentas móviles. A un año de haber iniciado el producto, BBVA Bancomer es el que más cuentas exprés ha abierto en el sector, con 1.5 millones de cuentas activas, las cuales se basan en dar un servicio de banca móvil.

Gran parte del incremento de 2 millones de clientes nuevos captados en el año por parte del banco, corresponde a las nuevas cuentas exprés, con casi la mitad de la aportación de captación , aseguró un directivo del grupo financiero.

Adrian Blanco mencionó que, de acuerdo con un estudio realizado por IBM, dada la importancia que están teniendo las redes sociales y su acceso a través de dispositivos móviles, llevará a los bancos a no sólo centrarse en la banca móvil como un canal más de acceso a los clientes, sino que será un medio por el cual podrán determinar las necesidades y perfiles de cada cliente.

La revolución digital en la banca no debe estar hipotecada por el control del dispositivo e interfaz con el usuario, sino por la orientación al valor añadido al cliente, procurándole mejores experiencias y más utilidad , dijo Blanco.

Así, el directivo desatacó que las entidades financieras pueden aprovechar la oportunidad que brinda este nuevo medio para poner una cara más humana a sus organizaciones, donde a pesar de que la oficina continúe siendo el cordón umbilical entre el banco y el cliente, las redes sociales ayuden a la entidad financiera a transmitir una mayor cercanía con el cliente, empleados, y directivos de la empresa financiera.

Aunque la banca mexicana está presente en las redes sociales, su presencia es menor que la de entidades financieras de otros países, como Estados Unidos.

A través de las redes sociales, se puede comunicar clara y directamente, responder a comentarios de clientes y usuarios y hacer seguimiento continuo de la reputación corporativa, lo que puede contribuir a mejorar la transparencia , dijo el directivo.