El descalabro que sufrieron ayer los bancos en la Bolsa mexicana de Valores (BMV) se extiende la mañana de este viernes, sobre todo, a la cotización de BBVA, desinflado en el Ibex. La propuesta para limitar las comisiones bancarias en México desinfla al banco español al borde de mínimos de dos años, y penaliza de manera más moderada a Santander.

Apenas una semana después de activar y acelerar su remontada desde mínimos de dos años, la cotización de BBVA sufre un nuevo sobresalto. El pasado 31 de octubre cerró en los 4.88 euros por acción, sus cotas más bajas desde octubre de 2016.

En la jornada siguiente, la primera del mes de noviembre, BBVA recuperó ya el nivel de los 5 euros por acción. La remontada continuó en la siguientes sesiones, y contó esta semana, como el resto del sector, con el alivio que supuso la decisión final del Tribunal Supremo sobre el impuesto de las hipotecas. La resolución definitiva no sólo evitaba la retroactividad. Liberaba a los bancos del pago del impuesto.

Los bancos encaraban hoy la última jornada bursátil antes de la entrada en vigor de la nueva ley que obliga al sector a pagar el impuesto sobre las hipotecas, de acuerdo con lo aprobado ayer en el Consejo de Ministros. Pero esta circunstancia queda eclipsada por el varapalo que sufre en Bolsa BBVA. En los primeros cruces de la sesión sus acciones comenzaron ya con un revés del 5%, y este castigo persiste con el paso de la sesión, con pérdidas superiores por momentos al 6 por ciento.

Hasta el día de hoy la mayor caída del año era el 5.16% perdido el 10 de agosto en pleno desplome de las divisas emergentes, y en especial de la lira turca. El 9 de noviembre de 2016 BBVA concluyó con descensos del 5.7%, pero nunca ha perdido más de un 6% al cierre desde el descalabro históricos del 16.18% sufrido el 24 de junio de 2016 como consecuencia del triunfo de los partidarios del Brexit en el referéndum celebrado en Reino Unido.

La magnitud de los descensos sufridos hoy provoca nuevos mínimos intradía por debajo del nivel de los 5 euros por acción, y sitúa a BBVA como el banco más castigado de todo el Ibex en el acumulado del año, con pérdidas próximas al 28%, justo por delante de Sabadell. En meses anteriores BBVA había acusado en Bolsa su exposición a Turquía, debido al desplome a mínimos históricos que registró la lira turca.

Cruzada contra las comisiones en México

Las presiones bajistas proceden hoy de México. Los inversores secundan la oleada bajista que sufrieron los bancos en la sesión de ayer en la Bolsa mexicana. Al cierre de la jornada, las acciones de Banorte se desplomaron un 11.9 por ciento. Los títulos de Inbursa, el grupo financiero controlado por Carlos Slim, registró también pérdidas de dobles dígitos, un 10.08 por ciento.

La oleada bajista que se desató en el sector tuvo como detonante el anuncio de una iniciativa del Gobierno para prohibir el cobro de distintas comisiones aplicadas por los bancos. El partido del presidente electo López Obrador propone impedir a la banca las comisiones cobradas, entre otros servicios, por transferencias interbancarias y el retiro de efectivo.

La propuesta de Morena pretende encargar al banco central y al supervisor de la Bolsa un plan para la reducción gradual de algunas comisiones bancarias. Concretamente, apunta a la eliminación final de los cargos por retirada de efectivo o consulta de saldo en cajeros automáticos, por transferencias, cobros en ventanilla o de la facturación mínima exigida a los TPV usados en los comercios.

En la jornada de ayer, el índice IPC de la Bolsa de México perdió el 5.8%, con caídas superiores al 10% para los bancos. El grupo Banorte perdió el 11.9%, Inbursa perdió el 9.8% y la filial de Santander, el 8 por ciento. El responsable de la iniciativa, Ricardo Monreal, apuntó después que el partido escuchará al sector financiero antes de aplicar la medida, y pidió "no ponerse nerviosos".

La agencia Moody's ha apuntado que la medida es negativa para el perfil de riesgo de los bancos, ya que las comisiones suponen el 17% de los ingresos operativos. "Los cambios erosionarán la rentabilidad, pero las entidades pueden gestionar los cambios", añade la nota.

Desde el Gobierno intentaron suavizar el impacto de la medida al señalar que se no "precipitarán" a la hora de aprobar la nueva normativa. Desde la Asociación de Bancos de México (ABM) emitió un comunicado en el que indicaba que "analizará el contenido de este proyecto a fin de identificar sus alcances, establecer sus posibles implicaciones y dialogar con los actores relevantes".

BBVA vs Santander en México

La oleada bajista desatada ayer en la Bolsa de México alcanza hoy a la cotización de BBVAen el Ibex. Los resultados publicados por el banco español el pasado 30 de octubreconfirmaron a México como el principal mercado del grupo.

Al cierre de septiembre México aportaba 1,851 millones en beneficios, el 41% del total del grupo. El resultado en el país subió un 13.1%, y un 22.5% a tipos constantes. Según los analistas de Jefferies, las comisiones representaron el 17% de los ingresos de BBVA en México.

Santander también se ve afectado por las novedades procedentes del otro lado del Atlántico, y sus acciones cotizan a la baja en el Ibex, aunque con descensos más moderados.

Su exposición a México es mucho más reducida que la de BBVA. En los resultados correspondientes al cierre de septiembre, México aportó un beneficio de 554 millones, cerca del 9% del total del grupo. Esta cifra supuso un aumento del 4% respecto al ejercicio anterior, y un 13% sin contabilizar el efecto divisa.

Caídas del peso mexicano

Las presiones bajistas para las empresas con exposición a México no se limitan al sector financiero.

La propuesta para limitar el cobro de comisiones bancarias aumenta la sensibilidad de los mercados hacia el rumbo político que podría adoptar el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador. Los analistas de Jefferies destacan que esta propuesta se une a la reciente cancelación del proyecto del Nuevo Aeropuerto y concluye que ambas medidas apuntan a un mayor intervencionismo del Gobierno.

Los recelos de los inversores se traducen en descensos en la cotización del peso mexicano. En apenas tres jornadas su cotización acumula caídas superiores al 3% frente al dólar, hasta superar de nuevo la barrera de las 20 unidades por dólar.