La fortaleza de sus fundamentales macroeconómicos, como es el caso del buen nivel de la inflación y las reservas internacionales, permiten a México enfrentar la desaceleración económica de Estados Unidos, tranquilizó Agustín Carstens, gobernador del Banco de México, al sector empresarial.

Tras una reunión privada con los consejeros de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), el titular del Banco central confió en que el Congreso de Estados Unidos, entre republicanos y demócratas, se logre un acuerdo sobre sus finanzas públicas en noviembre próximo.

Con ello, se evitaría una desaceleración brusca que impacte a la economía mexicana y reduzca las exportaciones a esa nación.

En entrevista, Jorge Dávila Flores, presidente de la Concanaco, precisó que el mensaje de Carstens fue estar atentos a todos los escenarios internacionales, incluyendo EU. Pero también indicó que hay blindaje con más de 160,000 millones de dólares y una inflación bien controlada .

Abundó que México se ha vuelto más competitivo en los últimos años en el mercado estadounidense, al ganar espacio para que los productos mexicanos tengan presencia y pasar de 9 a 12% de participación.

Los empresarios, al igual que el Gobernador del Banco de México, externaron su preocupación por la ausencia de reformas estructurales, lamentaron que ninguna haya podido salir en la Legislatura que recién culminó.

El empresario mencionó que el Consejo Coordinador Empresarial entregó una agenda de propuestas económicas para que México pueda repuntar el PIB a 7% anual y generar más de 1 millón de empleos que incluyen las reformas estructurales como condición de crecimiento. Si no damos espacios para generar empleos, nos generará una presión social en informalidad, migración y crimen , alertó.

El Gobernador del Banco de México presentó el panorama sobre la situación económica nacional e internacional.

[email protected]