Davos, Sui. La confianza entre los presidentes ejecutivos de grandes empresas cayó por tercer año consecutivo, tras una leve recuperación entre el 2010 y el 2011, evidenció el Barómetro de Confianza 2015, desarrollado por Edelman.

En el documento, evidencian que los gigantes globales del sector financiero, de consumo, de aeronáutica y médico han tenido una limitada capacidad de reacción ante las eventualidades que se han presentado, desde el brote de ébola hasta las caídas de aviones y robo de información electrónica.

Los resultados, divulgados por Edelman en el marco de la reunión del Foro Económico Mundial (WEF), que se lleva a cabo en este centro de esquí desde hace 45 años, muestran un declive en la confianza a nivel general de los ciudadanos hacia los gobiernos, empresas, medios de comunicación y organizaciones no gubernamentales. Esto, al ubicarles por debajo de 50% en dos tercios de los países consultados.

Los lugares donde resultó mayor la desconfianza en los empresarios y el sector público son Estados Unidos, Japón, Alemania, Francia, Gran Bretaña, Italia, Rusia y Turquía.

De acuerdo con el jefe de la empresa Edelman, Richard Edelman, la caída de la confianza es más preocupante, ante el contexto de eventos impredecibles e inimaginables que se presentaron en el año 2014 .

Las eventualidades

Los eventos, pormenorizados en el informe, incluyen irregularidades administrativas, desaparición de aviones, robos de datos a grandes corporativos, manipulación del tipo de cambio por parte de gigantes financieros de operación mundial y el brote de ébola, entre otros.

En su opinión, expresada en el informe, destacan que al reaccionar a estos eventos impensables, las empresas globales han tenido una lenta capacidad de reacción y limitado control de daños reputacionales.

Estos eventos no tienen nada que ver con el desempeño económico, destacan en el análisis de resultados, pues a diferencia del año 2009 y el último tramo del 2008, no se presentó ninguna crisis económica, quiebra financiera o algo parecido , que pudiera explicar la irrupción de estas situaciones.

Tecnología, el mejor

El sector de la tecnología es el que salió mejor evaluado en este barómetro, las respuestas ponen en evidencia la importante participación que tienen los gadgets en la vida de los ciudadanos.

Es decir, la gente común reconoce que la tecnología facilita el desempeño laboral, favorece una mayor integración de comunidades y motiva a la gente a actualizarse.

Para conocer a detalle los resultados del sondeo, se puede revisar la siguiente dirección:

http://www.edelman.com/insights/intellectual-property/2015-edelman-trust-barometer/trust-and-innovation-edelman-trust-barometer/global-results/index.html