Con la designación de la nueva Dirección de JP Morgan en América Latina, el banco de inversión busca tener una mayor presencia en la región, al traer a un veterano para incrementar las operaciones.

La Dirección del banco a escala global, designó a Martin Marron como Director Ejecutivo del banco para América Latina, tras haber supervisado los equipos de ventas y operaciones en la región.

Marron es conocido como un veterano de JP Morgan con 20 años en el banco, el cual tiene como principal objetivo aumentar la presencia del banco estadounidense en América Latina a través de la banca patrimonial y de inversión.

En México, JP Morgan es el banco número 18 del sistema medido en activos, pero el cuarto entre los bancos extranjeros especializados en banca de inversión, atrás de Deutsche Bank, BofA y Credit Suisse. Las principales líneas de negocios de JP Morgan en México son Commercial Bank, Investment Bank, Global Corporate Bank, Private Bank y Treasury & Securities Services.

La captación del banco en México aumentó 189.7% anualizado al mes de septiembre del 2012, al sumar 5,986 millones de pesos, contra los 2,066 millones de pesos del mismo mes del año anterior.

Este nombramiento es resultado de la reestructuración en la alta dirección que está teniendo el grupo a escala global, donde el área de Banca Corporativa y de Inversión integrará la cobertura de los clientes bancarios bajo la dirección de Jeff Urwin, jefe global de Banca de Inversión, y de Don McCree, jefe global de Servicios de Tesorería, quien también supervisará la banca corporativa.

De acuerdo con la Dirección General, Greg Guyett, que ocupaba el cargo de presidente ejecutivo de Banca Corporativa Global de JP Morgan, ayudará a Urwin y McCree con la transición antes de asumir su nuevo rol en la empresa .

A pesar de que a escala global, el banco ha tenido un resultado positivo, donde al tercer trimestre del 2012 las utilidades netas crecieron 34% de forma anualizada con un monto de 5,708 millones de dólares, en mercados como el mexicano no ha tenido un buen año.

En México, JP Morgan registró una pérdida neta de 53 millones de pesos al tercer trimestre del 2012 contra los 6 millones de pesos ganados en el mismo lapso del año pasado, esto de acuerdo con cifras de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores.

Este resultado se debió a que el banco perdió al mes de enero a septiembre del 2012, 150 millones de pesos en sus actividades en la Bolsa (resultado de intermediación), lo que afectó el resultado neto, a pesar de haber obtenido 740 millones de pesos de ingresos por intereses.

[email protected]