Con activos administrados por alrededor de 10% del Producto Interno Bruto (PIB) al cierre del año pasado, las sociedades de inversión tienen un gran potencial de crecimiento por delante y con ellas el mercado bursátil mexicano, aseguraron expertos.

Al cierre del año pasado, las sociedades de inversión administraban activos netos por 1,335 billones de pesos en 539 fondos, de acuerdo con la Asociación Mexicana de Intermediarios Financieros. La cifra significa alrededor de 10% del PIB y existen posibilidades de que al cierre del 2012 sea de hasta 12%, estimó Raymundo Leal, director de Asset Managment de GBM.

Las afores y las sociedades de inversión son los grandes inversionistas del mercado bursátil mexicano, comentó Leal. El potencial de crecimiento aún es grande, tanto en el monto de activos como en la creación de fondos, coincidieron expertos, por lo que no descartan que se mantengan tasas de crecimiento de hasta dos dígitos en los siguientes años.

En este sentido, Juan Carlos Pelayo, director general de la distribuidora de Fondos Allianz Fóndika, ejemplificó que actualmente en Costa Rica la industria de fondos administra activos por alrededor de 35% de su PIB y no descartó que estos niveles pudieran ser alcanzados por México hacia la siguiente década.

La incertidumbre y volatilidad provocó que en el 2011 el incremento fuera de sólo 5.4%, pero esto podría ser un foco de oportunidad para México. La economía mexicana se encuentra sana, con bajos niveles de deuda, empresas saludables y una creciente clase media, lo que potenciaría las inversiones en los mercados mexicanos tanto externas como internas , dijo Leal.

CONCIENCIA DEL AHORRO

Un factor que apoyaría el crecimiento de la industria sería el crecimiento de la clase media, explicó Leal. En México hay cada vez más una conciencia real del ahorro , puntualizó.

La tendencia es buena y en la medida en que podamos desarrollar la clase media y despertar la conciencia del ahorro, se tendrán muchas posibilidades de que se desarrolle la industria , agregó.

Pelayo y Leal coincidieron en que la industria podría ser más grande si se dan algunos cambios regulatorios, como la inversión de afores en fondos de inversión. Si esto se abre, se tiene una masa de activos no contemplado en los fondos , enfatizó. Ello incentivaría al crecimiento del mercado bursátil mexicano, al elevar la liquidez, lo que atraería a nuevas empresas a listarse, acotó.