Con el fin de evitar barreras de entrada, distorsiones de precios y fortalecer la seguridad y manejo de riesgo de la red, el Banco de México dio a conocer las reglas aplicables a las cámaras de compensación para pagos con tarjetas que entrarán en vigor a partir de mañana.

El banco central destacó que las tarjetas son el segundo medio de pago más importante en el país, después del efectivo.

Este instrumento, aseguró, ofrece diversos beneficios a la sociedad como la facilidad para liquidar compromisos sin la necesidad de hacerlo personalmente, la seguridad respecto del efectivo contra robo o pérdida, un mayor acceso de la población a servicios financieros y el fomento a la economía formal.

El instituto central explicó que esta medida tiene gran relevancia debido a que el funcionamiento del sistema de pagos con tarjeta se realiza a través de redes formadas por participantes que brindan diversos servicios necesarios para su adecuada operación.

En dichas redes –puntualizó- existen entidades centrales o mecanismos de procesamiento centralizado a través de las cuales los participantes intercambian la información necesaria para que se efectúen las transacciones entre los tarjetahabientes y los receptores de pagos.

A estas entidades centrales se les conoce como cámaras de compensación y tienen un papel clave en el funcionamiento de las redes, ponderó el Banco de México en una circular que emitió. Deberán acatarlas los participantes del sector financiero.

La disposición se tomó al haberse detectado que existe concentración y barreras para que otras empresas puedan operar cámaras de compensación que permitan el cobro con tarjetas.

La cámara de compensación es el sistema tecnológico que permite concentrar todos los pagos con tarjetas, para después asignar la ganancia que corresponde a cada banco.

Hay que recordar que en nuestro país sólo hay una Cámara de Compensación Electrónica Nacional (Cecoban) y sus accionistas son los bancos más grandes que operan aquí y son los que ponen las reglas en esta materia.

El Banco de México señaló que con las reglas que entrarán en vigor también se pretenden reducir problemas de información que redunden en condiciones discriminatorias para potenciales competidores.

[email protected]