En el 2019, el crédito que ofrece la banca registró una desaceleración a tono con el nulo crecimiento de la economía. Para el 2020, se prevé un panorama similar.

Esta situación las fintech, en especial las especializadas en financiamiento colectivo, crowdfunding, la ven como una oportunidad, pero sin bajar la guardia en lo que a controles en el otorgamiento de crédito se refiere, así como sin descuidar la morosidad.

Guillermo Acuña, cofundador de la fintech Cumplo, especializada en la atención a pequeñas y medianas empresas (pymes), explicó que en el 2019, a través de esta plataforma, se financiaron 410 millones de pesos, dispersados a través de 1,000 créditos.

Para el 2020, la expectativa es que esta cifra se multiplique para alcanzar entre 1,600 millones y 2,000 millones de pesos.

Tanto Acuña como José Manuel Piñera, director de crédito y cumplimiento de Cumplo, coinciden en que las pymes siempre han padecido del acceso al crédito bancario, y que además, como consecuencia de la desaceleración económica, algunos bancos han reducido las líneas de crédito a ciertas empresas.

Cuidarán la buena capacidad de pago

Esta situación es la que la fintech ve como una oportunidad para seguir con crecimientos en la colocación de créditos para las pymes, pero siempre y cuando sean empresas en crecimiento, con capacidad de pago, con buen historial crediticio, y cuidando siempre los niveles de morosidad.

“Es una oportunidad enorme porque la desaceleración del crédito (bancario) no se da por falta de demanda, es porque se limita la oferta por factores de riesgo que tienen los oferentes del crédito”, señaló.

Esperan obtener la autorización en abril

Otro elemento que podría detonar el crecimiento de crédito en las fintech es que en los primeros meses del año la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) entregará las autorizaciones respectivas a las fintech que ingresaron su solicitud antes del 30 de septiembre del 2019. Con ello, las que logren el aval de la autoridad seguirán operando como tal.

En el caso de Cumplo, Tania Martínez, oficial de Cumplimiento de esta fintech de crowdfunding, explicó que justo acaban de recibir los comentarios de la CNBV, mismos a los que responderán en los próximos días.

En este sentido, confió en que sea en abril cuando reciban el aval definitivo de parte del órgano regulador.

Lo que sí ven desde esta fintech es que se dé un proceso de consolidación en el que habrá algunas que se fusionen, se vendan o definitivamente cierren.

Tania Martínez agregó que los retos ahora para las fintech son principalmente: mejorar los procesos de reportes, las auditorías anuales que les realizarán las autoridades; mantener una relación cercana con el regulador; y que la industria sea más competitiva.

[email protected]