Los crediferentes, financiamientos creados para los trabajadores no afiliados a los institutos de seguridad social, repuntarán en el mediano y largo plazo, informó Ariel Cano Cuevas, director general de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi).

Durante la XLVII Conferencia Interamericana para la Vivienda, Ariel Cano detalló que para el cierre de este año esperan formalizar entre 2,000 y 3,000 Crediferentes y no los 20,000 financiamientos que se tenían proyectados.

Desde el lanzamiento oficial del producto, en enero de 2012, se han entregado 200 hipotecas a trabajadores independientes, y esto se adjudica a que los desarrolladores y la fuerza de venta no tienen incentivos para ofertar el crediferente, expresó Cano Cuevas.

Creo que es un tema de curva de aprendizaje (…) también la banca y las sofoles son más cautos en su aversión al riesgo y están conociendo el nuevo producto , expresó el titular de la Conavi.

Añadió que del fondo de garantía vinculado a Conavi, que es de 740 millones de pesos, para que los intermediarios otorguen el crédito, 650 millones de pesos están comprometidos con cinco instituciones financieras, entre ellas, Santander, LI Financiera, Casa Mexicana y Metrofinanciera, y recientemente Bancomer.

Estas instituciones son donde se tiene comprometido el fondo de garantía, pero la originación de los financiamientos esta lenta, Bancomer se acaba de incorporar y es el que trae una propuesta agresiva de colocación , enfatizó el representante de Conavi.