La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) consideró como correcta la intención del Banco de México (Banxico) de homologar la protección y seguridad de los usuarios de tarjetas de débito con los de las de crédito.

El Banxico tiene en puerta cambios a la regulación, con lo que, al igual que con las tarjetas de crédito, al usuario de las tarjetas de débito también puedan devolvérsele cargos no reconocidos con el uso de este plástico, previa una mayor autenticación en las operaciones y aviso al banco respectivo.

“En la Condusef lo hemos venido planteando. Es claro que actualmente en el caso de las tarjetas de débito, el banco juega a cansar al usuario”, indicó Mario Di Costanzo, presidente de la Condusef.

La misma naturaleza de queja

El funcionario detalló que la diferencia en los tiempos de resolución y los porcentajes de resolución favorable al usuario son totalmente diferentes ante una misma naturaleza de una queja.

Como ejemplo mencionó que actualmente cuando se presenta una reclamación en tarjeta de crédito, el cargo reclamado se congela hasta llevar a cabo la aclaración. Sin embargo, dijo, no opera de la misma manera cuando se trata de una tarjeta de débito, en donde el cargo permanece hasta que no se lleve a cabo la aclaración. “Esto hace que el tiempo juegue en contra del usuario”.

El presidente de la Condusef expresó que la situación se vuelve más sensible, cuando la mayoría de las reclamaciones de tarjeta de débito proviene de una cuenta de nómina.

“Así, por ejemplo, en las reclamaciones originadas por un posible fraude se observa que 75% de las que corresponde a las tarjetas de débito son en realidad de cuentas de nómina, por lo que a diferencia de una tarjeta de crédito, estamos hablando del dinero del usuario”, puntualizó.

En días pasados, la Asociación de Bancos de México dio a conocer sus comentarios al respecto e independientemente de reconocer la intención de proteger más a los usuarios de tarjetas de crédito, manifestó su preocupación porque se pretenda rembolsar cargos no reconocidos recientes (48 horas previas al aviso), pues detalló que el número de operaciones con tarjetas de débito es seis veces mayor a las operaciones con tarjeta de crédito.