Pese a un 2013 complicado para la vivienda en México y a pesar de que las tres principales constructoras (GEO, URBI y Homex) aún no resuelven sus problemas de solvencia y de deuda con instituciones financieras, los bancos le siguen apostando a este rubro. Ahora fue BBVA Bancomer el que anunció que en el 2014 destinará cerca de 45,000 millones de pesos para el financiamiento de este sector.

Apenas hace unos días Banorte informó que colocará 36,000 millones de pesos en créditos en el 2014 para la construcción y la adquisición de vivienda en el país.

En un evento en el que estuvieron autoridades, promotores y desarrolladores de vivienda en México, BBVA Bancomer destacó que con esta meta desea continuar como líder, al mantener una cuota de mercado superior a 30%, pues considera que el 2014 será un año de cambios en el que se crearán reglas claras y precisas a través de la Política Nacional de Vivienda, con lo que los institutos públicos y privados contribuirán con una derrama económica de alrededor de 280,000 millones de pesos, que se traducirán en 775,000 créditos.

Luis Robles Miaja, presidente del Consejo de Administración del Grupo Financiero BBVA Bancomer, aseguró que la economía mexicana y el sector de la vivienda presentan perspectivas positivas para los próximos años, además de que éste representa un motor fundamental de la economía.

Nuestro optimismo está bien fundamentado y estoy seguro de que en el 2014 se iniciará no el momento, sino la década de México en crecimiento en todos los órdenes del quehacer nacional, gracias a las amplias reformas aprobadas .

Por su parte, Vicente Rodero, director general de BBVA Bancomer, agregó: Vemos al sector de la vivienda como un motor de crecimiento en la economía. Por otra parte, el empleo formal será el factor de la demanda de más hogares, esperando un crecimiento mayor al de la economía .

El secretario de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, Jorge Carlos Ramírez Marín, destacó que el sector vivienda registra actualmente un índice de recuperación notable y que su fortaleza radica en la variedad de productos que ofrece el mercado inmobiliario y a la existencia de tasas hipotecarias históricas.

El funcionario admitió que han sido años difíciles, pero la industria de la vivienda tuvo ajustes y gracias a esa depuración de lo que no funcionaba hoy, 93% de las desarrolladoras goza de mejores condiciones, de finanzas sanas .

Destacó que el gobierno de la República cumplió con su parte, las reglas de la nueva Política Nacional de Vivienda se conocieron antes de entrar en vigor, la mesa está puesta, las reglas están puestas, tengan la certeza de que no habrá cambios, ni sobresaltos, ni sorpresas , y recordó que en el país hay un déficit de vivienda superior a los 9 millones.