Después de California, Texas e Ilinois, el estado de Arizona es el que concentra la mayor población de migrantes mexicanos en Estados Unidos.

Ahí residen más de 600,000 migrantes lo que representa poco menos del 6% del total, pero el 66% de la población extranjera de Arizona.

En el estudio Situación Migración México elaborado por BBVA-Bancomer, se señala que en California está el 40% de la población migrante en tanto que en Texas el 20% y en Arizona el 5.6 por ciento.

Sobre el efecto de las medidas en contra de los migrantes en Arizona sobre las remesas, el economista en jefe para México del banco, Adolfo Albo, dijo que si bien es muy temprano para hacer una evaluación, vamos a ver muchos meses muy intensos.

Destacó que las probabilidades de detenciones de los migrantes mexicanos indocumentados se han elevado del 20% al 40% y se ha evitado que regresen. Pero tampoco se ha observado un regreso masivo a México.

En el informe se pone de relieve que además de la crisis otro de los factores que pueden ayudar a explicar que un menor número de mexicanos esté emigrando al exterior, ha sido el reforzamiento de la política migratoria.

Se ha incrementado la vigilancia en la frontera de Estados Unidos, entre otros motivos para impedir el paso de indocumentados.

[email protected]